PSOE

Sánchez defiende la "gestión" del PSOE de cara a las elecciones del 28M frente al "insulto y el ruido" de la derecha

Pedro Sánchez ha manifestado que la "gestión" es lo que permitirá al PSOE conseguir buenos resultados en las elecciones municipales y autonómicas del próximo 28 de mayo.

Publicidad

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ha protagonizado en la tarde de este martes un acto del PSOE en Segovia en el que ha defendido que las vacaciones de los españoles en Semana Santa, con hoteles y restaurantes llenos, son la demostración de lo bien que va la economía española, gracias, en palabras suyas, a la gestión al Gobierno.

Pedro Sánchez considera así que la "gestión" es lo que permitirá al PSOE conseguir buenos resultados en las elecciones municipales y autonómicas del próximo 28 de mayo. Una gestión frente a la de "la crispación, el insulto, el bloqueo o el ruido" que, tal y como ha precisado, prefieren dejar "a la derecha y ultraderecha".

"En estas elecciones nuestra liga es la gestión, gestionar y dar respuesta a los problemas de la gente"

"En estas elecciones nuestra liga es la gestión, gestionar y dar respuesta a los problemas de la gente, a sus demandas, a sus necesidades, a sus esperanzas. La liga de la crispación, la liga del insulto, la liga del bloqueo o la liga del ruido, esas las dejamos a la derecha y a la ultraderecha", ha expresado Sánchez. Por contra, "la nuestra es la (liga) de la gestión, porque en gestión no hay color".

En esta línea, el presidente del Ejecutivo ha pronosticado que en dichas elecciones ganará "el rojo del Partido Socialista Obrero Español".

Abucheos a Sánchez

Durante la intervención de Pedro Sánchez este acto en Segovia -organizado por el PSOE y al que ha asistido para arropar a la candidata a la alcaldía local, Clara Martín- se ha podido escuchar a un grupo de jóvenes que han abucheado al presidente del Gobierno. Unos abucheos ante los que ha respondido "esta es la gran diferencia. Nosotros no insultamos a nadie".

Tal y como ha señalado EuropaPress, entre los gritos ha podido escucharse una recriminación al presidente en la que se hacía alusión a que debería ser él quien se replanteara su política con el Sahara Occidental. Una postura que cambió tras el giro del Gobierno sobre dicho asunto.

Ante las increpaciones, los simpatizantes que estaban presentes en el acto han respondido mostrando su apoyo al presidente, al que han aplaudido al tiempo que han pedido a gritos a los jóvenes que se fueran del acto.

Publicidad