37

Publicidad

Empleo

La pandemia del coronavirus destruye casi todo el empleo que se creó en los dos últimos años

La pandemia del coronavirus destruye en un año casi 700.000 puestos de trabajo y perjudica de forma especial a los más jóvenes.

La pandemia del coronavirus destruye en España casi 700.000 empleos de trabajo en un año, según ha revelado hoy, 22 de diciembre, el informe de Adecco.

Las consecuencias económicas provocadas por la crisis sanitaria de la covid-19 causan estragos en el mercado laboral español. El informe (VIII Monitor Anual Adecco de Ocupación) realizado por el área de recursos humanos Adecco Group Institute revela dos conclusiones principales: la destrucción de hasta 697.000 puestos de trabajo en un año y el grave impacto económico de la crisis en los más jóvenes.

Por regiones

El empleo cae en todas las comunidades autónomas salvo en la Región de Murcia, + 0,1% con la creación de 500 puestos de trabajo. Entre autonomías que han reducido más sus colectivos ocupados están las Islas Canarias (-8,1% interanual) y Baleares (-7,4%) debido a la alta dependencia del sector turístico.

La mitad de los empleos destruidos contabilizados en el informe, el 49,5%, están concentrados en tres regiones Cataluña, Andalucía y Madrid. En el caso catalán se han perdido 2 de cada 10 puestos de trabajo, en Andalucía el 16,6% mientras en Madrid alcanza el 13% del total.

Empleo juvenil

Los efectos de la crisis sanitaria en el terreno económico han afectado de manera prominente a los jóvenes, pues seis de cada 20 empleos destruidos corresponden a menores de 25 años. El número de jóvenes empleados por debajo de esta franja de edad cae en el último año hasta los 216.300.

Un fenómeno extendido en todas las comunidades autónomas. Los archipiélagos canario y balear han revelado los peores datos con descensos interanuales de un 46,5% y un 32,2% respectivamente. Mientras, el empleo juvenil presenta una situación más optimista en la Región de Murcia (-1,6%), La Rioja (-2,7%) y Aragón (-5,2%).

Nivel de formación

Según los datos del informe citado, en el último año solo ha aumentado el número de ocupados con formación superior, 38.900 personas, +0,4%. En el resto de los niveles de formación, la destrucción de los puestos de trabajo ha sido más grave cuanto menor era el nivel educativo. En el caso de los empleados con solo formación primaria los puestos de trabajo descienden un 15,5%, 162.000 empleos menos. En los últimos doce años, solo se ha registrado un aumento de la ocupación laboral en las personas trabajando con educación superior, un 25,4% más.

Publicidad