80

Publicidad

Coronavirus

Los reyes inauguran el monumento a los sanitarios entre gritos de "Illa dimisión" y "asesino"

Madrid ha inaugurado un momento dedicado a los sanitarios que han fallecido por coronavirus mientras hacían su trabajo. Los reyes lo han inaugurado esta mañana en un acto al que también han acudido Ayuso, Almeida e Illa, quien ha sido recibido con abucheos.

Los reyes han presidido este viernes la inauguración del monumento que honra la labor desempeñada por todos los sanitarios durante la pandemia y a los que murieron en el ejercicio de su profesión por el coronavirus, en un acto marcado por los gritos de "dimisión" al ministro de Sanidad, Salvador Illa. La escultura, del artista barcelonés Jaume Plensa y bautizada como 'El árbol de la vida', cuya copa es un corazón rojo, se ha colocado en la plaza de los Sagrados Corazones de Madrid, junto al estadio Santiago Bernabéu.

Junto a los reyes, han estado Illa, la presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso; el alcalde de la capital, José Luis Martínez-Almedia; el consejero madrileño de Sanidad, Enrique Ruiz Escudero, así como los representantes de todos los colegios generales sanitarios. Desde la llegada del ministro a la plaza y hasta que ha acabado la ceremonia, ciudadanos que estaban en la calle y asomados a los balcones en los que colgaban banderas de España han gritado "Illa, dimisión" y han proferido insultos como "asesino", "sinvergüenza", "nos habéis mentido a todos" y "fuera de la foto".

Al mismo tiempo, han vitoreado y aplaudido a los reyes, a Díaz Ayuso y a Martínez-Almeida. Ante los abucheos contra el ministro, el alcalde ha asegurado que "hay que respetar que los ciudadanos se puedan manifestar y dar su opinión", aunque ha admitido que "no es agradable de soportar por parte de los cargos públicos en general".

"Siempre defiendo la libertad de expresión. Le he dicho a Illa que hoy te toca a ti, como otros días nos ha tocado a los demás", ha comentado Martínez-Almeida en declaraciones a los medios al término del acto. Antes de que comenzara, el ministro ha estado conversando con la presidenta madrileña y el alcalde, en una imagen que no se dio en la inauguración del nuevo hospital de emergencias Isabel Zendal de Madrid el pasado 1 de diciembre, puesto que Illa declinó la invitación de asistir alegando motivos de agenda.

El acto ha comenzado con un minuto de silencio en recuerdo de los cerca de 120 sanitarios muertos en el ejercicio de su profesión durante la pandemia, entre ellos, 83 médicos. El monumento, cuyo sentido ha explicado el propio Plensa a los reyes, se concibió en un principio como un homenaje a los fallecidos, pero finalmente se ha hecho extensivo el reconocimiento a todo el colectivo.

Publicidad