SONRISAS EN EL APRETÓN DE MANOS

Dos horas y media, la reunión más larga entre Rajoy y Sánchez en La Moncloa

Con el desafío independentista catalán del 1 de octubre sobre la mesa y el interés mutuo de normalizar su relación institucional, Mariano Rajoy y Pedro Sánchez han retomado el contacto diez meses después de su último encuentro.

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy (i), y el secretario general del PSOE, Pedro Sánchez

Publicidad

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, y el líder del PSOE, Pedro Sánchez, se han reunido durante dos horas y media en La Moncloa en su entrevista más larga y en la que ambos han explorado, con el desafío soberanista catalán en el centro de atención, opciones de acuerdo, al menos, en asuntos de Estado. A las 13:30 horas ha terminado el encuentro tras el que ninguno de los dos comparecerá ante los medios, lo que supone una novedad en el caso del PSOE, en cuyo nombre dará cuenta de la reunión su portavoz parlamentaria, Margarita Robles, en una rueda de prensa en el Congreso de los Diputados.

La reunión de este jueves ha sido la más larga de las que han protagonizado ambos dirigentes y también se ha prolongado más que la audiencia que Sánchez mantuvo con el Rey el pasado martes de cerca de dos horas. También hay diferencia con la última vez que se encontraron Rajoy y Sánchez; fue hace ahora casi un año, en el Parlamento, dentro de las negociaciones para formar gobierno y que apenas llegó a la media hora.

Pedro Sánchez ha llegado puntual a las 11.00 a esta reunión, vistiendo camisa azul y sin corbata. Con la lluvia que cae este jueves en Madrid, un funcionario le ha acompañado con un paraguas el par de metros que separaba su coche de las escalinatas de la puerta principal del Palacio de la Moncloa, donde le ha recibido Rajoy. Entonces, ambos han posado sonrientes y se han saludado cordialmente ante los fotógrafos y los gráficos con un largo apretón de manos. Mientras disparaban los flases, el jefe del Ejecutivo ha intercambiado algunas palabras.

El secretario general socialista ha acudido esta vez al Palacio de la Moncloa con la intención de trasladar a Rajoy propuestas de acuerdo en aspectos como el desafío independentista de Cataluña, el pacto antiyihadista, la Estrategia Nacional de Seguridad y la lucha internacional contra el cambio climático. El jefe del Ejecutivo, por su parte, desea mantener con el reelegido secretario general de los socialistas unas relaciones "normales", lo que para Rajoy también supone el entendimiento en asuntos de Estado.

Publicidad