PSOE - PP

Pedro Sánchez se abre a una abstención tras las elecciones en Castilla y León si el PP hace un "cordón sanitario" a Vox

El presidente Pedro Sánchez pide al Partido Popular romper los acuerdos que tiene con Vox en Madrid, Murcia y Andalucía para poder hablar de una posible abstención del PSOE tras las elecciones en Castilla y León.

Publicidad

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ha pedido al PP que ponga un "cordón sanitario" y "rompa" sus acuerdos en varias autonomías con Vox si quiere hablar con el PSOE de una hipotética abstención para facilitar la investidura de Alfonso Fernández Mañueco tras las elecciones de Castilla y León.

Romper acuerdos con Vox

El jefe del Ejecutivo pedía al Partido Popular romper los acuerdos que tiene con Vox en comunidades como Madrid, Murcia y Andalucía para poder hablar de una posible abstención del PSOE en Castilla y León, como reclaman algunos alcaldes socialistas, como los de Valladolid y León, para evitar la entrada del Vox.

"Si quiere pedir la abstención del PSOE, explique el por qué quiere la abstención del PSOE, explique el por qué Vox es un peligro para la democracia y que hay que poner un cordón sanitario, pero haga una cosa previa, con todos aquellos Gobiernos que están pactando con la ultraderecha, díganle que rompan sus acuerdos", ha replicado Sánchez al portavoz del PP.

En ese caso, "a lo mejor nos podemos entender", ha apuntado el líder socialista ante el Senado, donde ha hecho su primer análisis de los resultados de las elecciones del domingo 13 de febrero.

Así se lo ha dicho Sánchez al portavoz del PP en el Senado, Javier Maroto, durante la sesión de control al Gobierno en la Cámara Alta, después de que el dirigente 'popular' pidiera al presidente del Gobierno que tenga en cuenta la opinión de estos dos alcaldes que planten una abstención de los socialistas en la investidura.

¿Posible abstención del PSOE?

Sánchez abría la puerta a posible abstención de su partido para investir presidente a Mañueco sin necesidad de recurrir a Vox, formación a la que ha acusado de haber "señalado" ya a las mujeres de Castilla y León o al colectivo LGTBI.

Así que se ha comprometido a dar una respuesta "contundente y firme" ante cualquier "cuestionamiento" que desde un futuro Ejecutivo de PP y Vox en Castilla y León se haga respecto a estos colectivos o ante un retroceso de derechos.

Publicidad