Unión Europea

El Parlamento Europeo pide investigar la conexión entre Rusia y el separatismo catalán

La Eurocámara alerta de una creciente injerencia en las democracias occidentales y pide investigar, entre otros asuntos, los nexos entre Rusia y los independentistas de Cataluña.

La eurocámara debatirá la presencia de Delcy Roríguez en España

La eurocámara debatirá la presencia de Delcy Roríguez en España La eurocámara debatirá la presencia de Delcy Roríguez en España

Publicidad

Europa se enfrenta a la mayor amenaza bélica a gran escala desde la Guerra de los Balcanes. Las pretensiones de Rusia sobre invadir Ucrania no son ningún secreto para las agencias de inteligencia ni para los organismos gubernamentales, que continúan trabajando a contrarreloj para evitar que se produzcan males mayores en las semanas venideras.

Las continuas injerencias en los procesos electorales, así como la desinformación y su papel en la división social, están poniendo en alerta a la Unión Europea, que ya ha solicitado medidas para frenar cuanto antes esta situación. Con la mirada puesta en Rusia, el bloque comunitario asume la condición de enemigo para Vladimir Putin y sus aliados.

Otra muestra de ello es Bielorrusia. El fraude electoral que se llevó a cabo en 2020 y la rápida represión que tuvo por parte del Ejecutivo liderado por Aleksandr Lukashenko. Más de lo mismo en Kazajistán, donde las protestas por la subida de los combustibles tuvieron una respuesta abrumadora por parte de las autoridades. En ambos casos, Putin ayudó a sus aliados.

Cataluña y su conexión con Rusia

Ahora, la Eurocámara está mirando de reojo a las democracias occidentales, con el miedo a que Rusia también trate de intervenir en ellas. Concretamente, ahora se ha centrado en el caso de Cataluña, puesto que el Parlamento Europeo ha solicitado que se investiguen los vínculos entre el separatismo catalán y Rusia, al considerar que ambos podrían tener vínculos.

La consulta ilegal del 1 de octubre de 2017 fue uno de los principales momentos en que ya se empezó a sospechar que Rusia colaboraría para la desestabilización de la democracia en España, y que, por lo tanto, intentaría que el referéndum independentista en Cataluña tuviera lugar, pese a que era ilegal a todas luces y estaba prohibido por la Constitución.

También se recuerda el caso de la segunda vuelta de las elecciones presidenciales de Francia de 2017, celebradas en primavera, y donde Emmanuel Macron habló de un hackeo de sus perfiles en redes sociales, donde Rusia se erigió como la principal sospechosa de dicho acto. Finalmente, Macron ganó a Marine Le Pen en la segunda vuelta de los comicios.

Publicidad