Covid-19

Miguel Ángel Revilla pide "que se vacune a todo el mundo, por las buenas o por las malas"

El presidente de Cantabria ha destacado que todas aquellas personas que no se hayan vacunado deberían permanecer en sus casas "a cal y canto"

Miguel Ángel Revilla pide "que se vacune a todo el mundo, por las buenas o por las malas"

Publicidad

“Que se vacune a todo el mundo, por las buenas o por las malas, por lo civil o por lo militar”. Así de conciso ha sido el presidente de Cantabria, Miguel Ángel Revilla, en su última intervención pública junto a la ministra de Hacienda, María Jesús Montero, en la que ha solicitado que se establezcan nuevas restricciones por el incremento de casos por la Covid-19.

“No hay derecho a que haya gente que no se quiere vacunar”, ha denunciado el cántabro, que ha solicitado a los no vacunados a “quedarse en casa, encerrados a cal y canto”. Y es que, si bien Miguel Ángel Revilla se ha mostrado “seguro” de que toda la población concluirá vacunándose de forma obligatoria, el presidente de Cantabria ha afirmado que “parece ser” que no hay “suficientes instrumentos jurídicos para que sea posible”.

Rechazo negacionista

Además, Miguel Ángel Revilla ha rechazado con contundencia el discurso negacionista al considerar que es algo que “no lo podemos tolerar, porque si no, no acabamos con la pandemia”. Por eso ha destacado que “está el poder ejecutivo del país” como palanca de cambio.

Según ha recordado el presidente cántabro, el Gobierno está para regular la obligación de vacunarse y de pagar impuestos. Y es que, tal y como ha insistido, si la vacuna hubiera sido obligatoria, “nos hubiéramos ahorrado” el último repunte de casos que asola el país y que preocupa de cara a las fiestas navideñas.

Publicidad