Termina una legislatura que se inició en el verano de 2016, después de que hubiera que repetir las elecciones de diciembre de 2015 porque nadie consiguió la investidura. Fueron aquellas elecciones en las que el sistema político español pasó de dos a cuatro grandes partidos de ámbito nacional. Y estamos a punto de ver cómo pasamos de cuatro partidos, a cinco.

No fue nada fácil comenzar esta legislatura, porque para llegar a ver a Mariano Rajoy como presidente, hace dos años y medio, tuvimos que pasar por dos elecciones generales, la dimisión del líder de la oposición, y algunas abstenciones.

Aunque tampoco fue difícil desalojar a Rajoy, el primer intento fue un fracaso, y ya salió la sentencia de la Gürtel. Podría parecer más pero todo esto ocurrió hace solo nueve meses, y solo entonces, así Pedro Sánchez se estrenó en La Moncloa.