Publicidad

ETA

Interior acerca a los exjefes de ETA Olarra Guridi y Ainhoa Múgica a la cárcel de Logroño

El Ministerio del Interior ha acordado el acercamiento de Juan Antonio Olarra Guridi y Ainhoa Múgica, condenados a más de 1.200 años de cárcel.

El Ministerio del Interior ha acordado el traslado de otros cinco presos de ETA a cárceles más próximas al País Vasco. Entre los presos trasladados están los exdirigentes del aparato militar a principios de la década de los 2000, Juan Antonio Olarra Guridi y Ainhoa Múgica Goñi, que ingresarán en la prisión de Logroño.

Olarra Guridi está considerada jefe militar de ETA tras el arresto, un año antes, de Francisco Javier García Gaztelo, 'Txapote'.

Ambos fueron detenidos en 2002 en Burdeos y fueron entregados a España en 2007 y 2010. Entre los dos están condenados a más de 1.200 años de cárcel por el asesinato de seis trabajadores de la Armada en Madrid y los odelitos de atentado, estragos, lesiones, depósito de armas y explosivos.

Uno de los etarras irá a la cárcel de Bilbao

Los otros tres presos trasladados son Miguel Santiago Izpura García, Arkaitz Goikoetxea Basabe e Ignacio Crispín Garcés. El primero, condenado en el 200, cumple una pena de 30 años por estragos y el asesinato del capitán de la Guardia Civil Luis Ollo Ochoa en 1984. Ya ha cumplido tres cuartas partes de su pena.

Arkaitz Goikoetxea Basabe saldrá de la cárcel de Villena (Alicante) para cumplir el resto de su condena en Logroño. Fue el responsable del comando Vizcaya y cumple una condena de 40 años por varios delitos, entre ellos la explosión de un coche bomba contra los cuarteles de la Guardia Civil en Legutiano (Álava) y Calahorra (La Rioja).

El último trasladado acordado esta semana ingresará en la prisión de Basauri, en Bilbao. Se trata de Ignacio Crispín Garcés, que abandonará la cárcel de Zuera, en Zaragoza. Crispín Garcés ingresó en prisión en 1998 y tiene una condena de 26 años por delitos de atentado, depósito de armas y pertenencia a banda armada, entre otros.

La AVT denuncia el acercamiento

La Asociación de Víctimas del Terrorismo ha denunciado que desde 2018 se han acercado 165 presos al País Vasco. La asociación ha mostrado su preocupación por los "importantes núcleos" de etarras que estos aceercamientos están provocaxndo en algunas cárceles.

Publicidad