Publicidad

Ejército

La Fiscalía no aprecia delito de odio y archiva la investigación sobre el chat de militares retirados: "son opiniones entre amigos"

El Ministerio Fiscal destaca el carácter privado de la conversación y entiende que los participantes del chat se limitan a exponer opiniones "con libertad" y "en la confianza de estar entre amigos"

La Fiscalía Provincial de Madrid archivó este miércoles las diligencias de investigación sobre el chat privado de WhatsApp de un grupo de militares retirados, integrantes de la XIX promoción de la Academia General del Aire, en el que se hablaba, entre otras cosas, de dar un golpe de Estado contra el Gobierno.

En su informe, el Ministerio Fiscal indica que las conversaciones de dicho chat no constituyen "un delito de discurso de odio" porque los participantes se limitan a exponer opiniones "con libertad" y "en la confianza de estar entre amigos".

"No concurren elementos que permitan inferir que el chat fue creado al objeto de promover, fomentar o incitar al odio, hostilidad o violencia hacia un colectivo de los expresamente contemplados como grupo", señala el informe.

Uno de los integrantes de ese grupo de WhatsApp llegó a decir que "no queda más remedio que empezar a fusilar a 26 millones de hijos de puta".

Defensa dio el aviso

La investigación comenzó después de que el propio Ministerio de Defensa hiciese llegar a la Fiscalía un informe sobre el asunto.

"Corresponde al Ministerio Fiscal investigar su eventual relevancia penal, en defensa de la legalidad. También, para salvaguardar la honorabilidad y la pública estimación de las Fuerzas Armadas y de los hombres y mujeres que las integran, volcados en el cumplimiento de las funciones que establece el art 8 de la Constitución", dijo entonces el Ministerio de Margarita Robles Fernández.

Comentarios aislados y sin contextualizar

Defensa también señaló, sin embargo, que los integrantes del chat están jubilados desde hace años, algunos desde hace más de cuatro décadas, "por lo que ninguno tiene la condición militar de servicio activo o en la reserva". De hecho, ninguno de estos ex militares se encuentra actualmente en activo en otros organismos públicos.

En cualquier caso, la Fiscalía ha destacado el carácter privado de la conversación, de la que sólo tuvo acceso a algunos comentarios que, aislados y sin contextualizar, sólo suponen "la exteriorización de una oposición a acciones indeterminadas y generales del Gobierno".

Publicidad