Publicidad

LOS PACTOS Y LAS ALIANZAS SERÁN FUNDAMENTALES PARA GOBERNAR

Los sondeos de cara al 21-D prevén que la clave de la gobernabilidad en Cataluña estará en los pactos

El fracaso de Barcelona en su intento por ser la sede de la Agencia Europea del Medicamento es desde ya uno de los argumentos electorales de cara a las elecciones del 21 de diciembre. Las candidaturas ya están cerradas, y los sondeos reflejan un resultado muy incierto entre el independentismo y el constitucionalismo.

Los partidos soberanistas catalanes están negociando puntos comunes en sus programas electorales, para visualizar una cierta unidad de acción en las elecciones del 21 de diciembre, pese a que subyace su pugna por la hegemonía de este espacio, con la presidencia de la Generalitat en juego.

Desde ERC siguen defendiendo que el Govern de Carles Puigdemont, cesado por el Ejecutivo central, sigue siendo el "legítimo" y debe ser restituido tras los comicios del 21-D. Sin embargo, los republicanos no aclaran si investirán, como sugería el PDeCAT, a Puigdemont de nuevo como presidente si la lista de Junts per Catalunya no es la ganadora de las elecciones.

Las últimas encuestas auguran una victoria de ERC, por delante de Junts per Catalunya, aunque por menos margen que antes de que Puigdemont presentara su candidatura repleta de perfiles independientes y sin apenas presencia de cargos del PDeCAT. ERC presenta como cabeza de lista a Oriol Junqueras, ahora en la cárcel, aunque él mismo ya ha apuntado a la secretaria general del partido y número dos de la candidatura, Marta Rovira, como la candidata real a la presidencia de la Generalitat.

Si las encuestas se acaban confirmando y ERC se alza con la victoria, sumada a una nueva mayoría absoluta del soberanismo, el debate sobre quién debe asumir la presidencia de Cataluña, Puigdemont o Rovira, podría plantearse abiertamente. De momento, y después de que fracasara el intento de Puigdemont de configurar una lista unitaria del independentismo, Junts per Catalunya, ERC y la CUP intentan pactar unos mínimos denominadores comunes programáticos, sobre la libertad de los presos soberanistas, el rechazo a la aplicación del artículo 155 de la Constitución y la reivindicación de los pasos adelante del proceso político catalán.

El portavoz de ERC, Sergi Sabrià, ha explicado que podrían cerrarse "en los próximos días" los puntos compartidos en sus programas, incluyendo el objetivo de "hacer lo que sea necesario para tirar adelante con la república" catalana. En Junts per Catalunya, la que fue directora general de Coordinación Interdepartamental del Govern de Puigdemont, Elsa Artadi, dirigirá la campaña electoral, mientras que el portavoz será el exdirector de RAC 1 Eduard Pujol.

Por su parte, el PSC apuesta por la "reconciliación" en un programa electoral con 700 medidas, entre ellas un pacto para el retorno de empresas a Cataluña, "rescatar" el autogobierno, garantizar la inversión en servicios públicos, reformar la Constitución o una nueva financiación con una "hacienda federal".

El presidente del PPC y candidato a las elecciones del 21-D, Xavier García Albiol, ha vinculado la garantía de las pensiones en Cataluña al fracaso del independentismo en estos comicios, porque la "república" catalana y un escenario de "incertidumbre" supondrían la "quiebra del sistema".

Desde Madrid, el secretario general de Ciudadanos, José Manuel Villegas, ha asegurado que, si Podemos no aclara antes del 21-D qué opción de gobierno apoyará en Cataluña, pedirán a su electorado que no les vote, al entender que hay que dejar claro antes de los comicios adónde irá a parar cada sufragio.

Mientras tanto, varios círculos de Podem están expresando internamente su oposición a la nueva gestora del partido nombrada tras la dimisión de Albano Dante Fachin como secretario general y algunos han decidido no hacer campaña por la lista de los comunes que lidera Xavier Domènech para las elecciones del 21-D.

Publicidad

Reynders y Lesmes en el Supremo

Reynders asegura que si en julio de 2023 no se ha resuelto el bloqueo del CGPJ "habrá que utilizar otras herramientas"

Reynders se reúne con la cúpula judicial en su último día en España. Ha asegurado que si en julio del próximo año, cuando España accederá a la Presidencia de la UE, no se ha resuelto el bloqueo "habrá que utilizar otras herramientas".

Imagen de archivo de una cárcel

En España solo 2 de cada 10 presos vuelve a delinquir tras conseguir la libertad

El 80% de los presos que cumplen su condena y logran la libertad no vuelve a la cárcel por nuevos delitos, lo que supone que solo dos de cada diez reclusos delinque otra vez y regresa a prisión. La mitad de los reincidentes lo son en los primeros tres años tras alcanzar la libertad.