Detectados 22 positivos por coronavirus en la Brilat

Publicidad

Coronavirus

El Ejército confirma 22 positivos por coronavirus en las tres unidades de la Brilat en Pontevedra, Asturias y Valladolid

La Brigada Ligera Aerotransportable del Ejército (Brilat) ha detectado 22 casos positivos por coronavirus entre sus efectivos. Se reparten en Pontevedra, Valladolid y Asturias.

La Brigada Ligera Aerotransportable del Ejército (Brilat) ha detectado 22 casos positivos por coronavirus entre sus integrantes. Cinco estarían confirmados en su sede de Pontevedra y otros seis aislados, a la espera de ratificar, en las próximas horas, los resultados de las pruebas PCR. A esta cifra hay que sumarle otros 6 infectados que han sido detectados en la sede de Valladolid y 5 en la de Asturias.

Once casos en Figueirido y rastreo de todos los positivos

La mayor suma se encuentra en el cuartel de Figueirido, en Pontevedra, donde se han evidenciado once casos sospechosos, con cinco ya confirmados y otros seis que están pendientes de ratificar un resultado preliminar. Todos ellos están aislados, para evitar que se siga expandiendo el foco. También permanecen en cuarentena otros ochenta militares que han tenido contacto estrecho con los infectados.

En las otras dos unidades de la Brilat también se han detectados casos activos de coronavirus. Seis en el cuartel de Santovenia de Pisuerga, en Valladolid; y 5 en el de Siero, en Asturias. Entre los contagiados hay miembros de las unidades de Infantería y de Zapadores, y todos ellos permanecen en sus domicilios, en muchos de casos padecen la Covid-19 de manera asintomática. En las tres ubicaciones, los sanitarios del ejército realizan un control estrecho y rastreo entre los compañeros de los infectados, para poder detectar posibles contagios y frenarlos.

Los primeros positivos fueron detectados hace 15 días

Los primeros positivos surgieron hace quince días, pero uno de los brotes más significativos se detectó el pasado 1 de septiembre con seis positivos dentro del mismo "grupo burbuja". La creación de estas burbujas de trabajo fue una de las medidas impuestas por la Brilat para reducir el riesgo de contagios. Grupos de diez militares participan siempre juntos en todas las actividades de instrucción y adiestramiento y se establecen horarios para que no coincidan con otros grupos.

Dentro de las instalaciones de Pontevedra estos grupos hacen juntos todo su día a día y, si se detecta un positivo, inmediatamente se aísla a sus miembros y se activa el rastreo para analizar los contactos estrechos o esporádicos dentro del ámbito de esa burbuja.

Desde la Brilat hacen un llamamiento a la tranquilidad porque los positivos representan una cifra "poco significativa". Además, aseguran que todos los casos están localizados y el 90 % de ellos está asintomáticos o con síntomas leves.

No se cancelan las maniobras con la OTAN

A pesar de la situación, de momento, no se han cancelado los planes de este cuerpo, que en las próximas semanas tiene previsto participar en un ejercicio práctico en San Gregorio, Zaragoza, bajo el mando de la OTAN. Desde el cuartel de Figueirido se muestran cautos ante la situación, aunque aseguran que se trata de un porcentaje muy pequeño de infectados, teniendo en cuenta que sólo en la unidad pontevedresa hay unos 2.300 militares.

Publicidad