Disturbios en Logroño por las nuevas restricciones contra el coronavirus

Publicidad

Coronavirus

Disturbios en Logroño por la nuevas restricciones por el coronavirus

Unas 150 personas, muchos de ellos jóvenes, han protagonizado esta tarde disturbios en el centro de Logroño. Han quemado contenedores, tirado piedras a la Policía y cortado el tráfico en el centro de la ciudad, en contra de las nuevas medidas adoptadas por el gobierno regional para frenar la expansión del coronavirus.

Las medidas adoptadas por las distintas comunidades autónomas, la mayoría, confinamiento perimetral y toque de queda, están provocando diversas manifestaciones ciudadanas. Una de ella, en Logroño, esta noche está registrando incidentes como ocurrió ayer también en Barcelona o Burgos.

Unos 150 radicales, muchos de ellos jóvenes, han protagonizado esta tarde-noche disturbios en el centro de Logroño, donde han cruzado y quemado contenedores, tirado piedras a la Policía y cortado el tráfico en las cercanías de las sedes del Ejecutivo riojano y de la Delegación del Gobierno en La Rioja.

Algunos de ellos han mostrado carteles con lemas como "más expertos y menos políticos"; han gritado contra las medidas de restricción impuestas para tratar de frenar la expansión del coronavirus y han pedido "libertad". Han encendido asimismo varias hogueras en las céntricas calles de Doctores Castroviejo, Gran Vía y Vara de Rey, junto al paseo de El Espolón, donde han causado daños en la exposición fotográfica situada en el mismo, lo que ha provocado varias cargas de los antidisturbios.

Los radicales también han roto escaparates de la zona comercial de "Las Cien Tiendas", en el centro de la capital riojana. Los policías, en algunos momentos, han tenido que parapetarse tras las furgonetas policiales ante los objetos que les arrojaban.

Los datos facilitados por la Delegación del Gobierno señalan que, hacia las 20:00 horas, unas 400 personas, entre las que figuraban algunos hosteleros, se han concentrado, sin tener permiso para ello, ante la sede de este organismo, sin causar daños.

Unos diez minutos después, un grupo numeroso de radicales, unos 150, según la Delegación, ha comenzado a hostigar a la Policía Nacional con el lanzamiento de piedras, bengalas y otros objetos. Ello ha obligado a la Policía a efectuar varias intervenciones, sin que se hayan facilitado más datos.

Desde este sábado, los municipios riojanos de Logroño y Arnedo se encuentran confinados perimetralmente y su hostelería está cerrada en su totalidad ante la situación provocada por la covid-19.

Publicidad