El líder del PP, Pablo Casado, ha afirmado que no gobernará a golpe de decreto y de manipulación como, a su juicio, hace el jefe del Ejecutivo, Pedro Sánchez, al que ha acusado de instrumentalizar el CIS, TVE y de usar de forma partidista el Parlamento, el atril del Consejo de Ministros, la Diputación Permanente y, en suma, "todo".

En la convención de Bienestar Social del PP en Ferrol, que ha clausurado, ha pedido hacer pedagogía "porque no todo vale" y ha denunciado que en la televisión pública se manipulan sus declaraciones. Todo ello lo ha atribuido a Pedro Sánchez y a su campaña para ganar unas elecciones generales en las que "no lo tiene nada fácil" ante una sociedad que busca que los políticos no creen problemas.