233

Publicidad

Campaña de vacunación

El PP califica de propaganda el embalaje de las vacunas contra el coronavirus y el Gobierno responde que solo lanza mensajes negativos

La esperada llegada de las primeras vacunas no ha distendido el ambiente político. Al PP no se ha gustado que el Gobierno se apunte con embalajes propagandísticos la operación, un "éxito ajeno". El Gobierno responde que no se entiende que esté en contra el día que por fin todos respiraban por el inicio de la vacunación.

Gobierno y oposición, particularmente el PP, han polemizado sobre la llegada de las primeras vacunas contra el coronavirus a España. Y más exactamente con la forma en que el Ejecutivo lo ha presentado, incluido el empaquetado en embalajes que mostraban de forma amplia el logotipo del Gobierno.

Buena noticia mezclada con propaganda

El presidente del PP, Pablo Casado, ha pedido al Gobierno de Pedro Sánchez que no intente hacer "propaganda" con el "éxito ajeno" de la vacuna contra la covid-19. En su visita a un polígono de la Llagosta (Barcelona), Casado se ha hecho eco de lo que representa la llegada de la vacuna a España y al resto de países de la Unión Europea, gracias en buena medida a la "eficaz gestión" de la presidenta de la Comisión Europea, Ursula Von der Leyen. "Es una noticia positiva que haya una vacuna que pueda acabar con este maldito virus", ha celebrado Casado, que ha hecho referencia implícita a la polémica en torno al logotipo del Gobierno en el embalaje de las cajas de las vacunas que se distribuyen en España. Esta "noticia positiva" de la vacuna, ha recalcado, "no se puede ver mezclada con propaganda", sino que, "lejos de intentar vender éxitos que son ajenos", el Gobierno que preside Sánchez debe garantizar una "gestión eficaz" en esta campaña de vacunación. El Gobierno, ha insistido, debe asegurarse de que "la logística llegue a tiempo" a todas las comunidades autónomas y los sanitarios que participan en esta campaña de vacunación "tengan todos los medios" necesarios para cumplir su tarea con seguridad.

Mensajes negativos

La vicepresidenta primera del Gobierno, Carmen Calvo, arremetió contra esta actitud del Partido Popular, del que dijo que “cuesta mucho trabajo reconocer” porque fue un “partido de tanta importancia institucional”. “No está en la oposición, está en la destrucción” del ánimo y de los “sentimientos positivos que hay que tener ahora”. Considera que el actual es un PP “tan radical y extremo” porque envía mensajes “negativos” incluso en el momento en el que llega la vacuna contra la Covid-19, en las que por la que el Gobierno ha trabajado “en nombre de todos los españoles y para todos los españoles”. “Es difícil de entender que en el día que nuestro país respiraba, el PP esté a la contra”, dijo ante la polémica por las pegatinas en los cargamentos de vacunas. No obstante, apuntó que “parece que hubiera dos líneas” dentro de la formación que lidera Pablo Casado, porque también está “el PP que se sienta cuando gobierna en algunas comunidades autónomas” en el Consejo de Salud con el ministro Salvador Illa y “allí se alcanzan acuerdos muy mayoritarios y sólidos”.

Publicidad