El presidente del grupo municipal de ERC en el Ayuntamiento de Barcelona, Alfred Bosch, ha calificado de "incomprensible" e "inaceptable" que la jefatura de los Mossos d'Esquadra haya apartado de sus funciones a la jefa de Comunicación del cuerpo, Patrícia Plaja, por criticar al Poder Judicial.

Plaja escribió en su cuenta personal un mensaje crítico con el Poder Judicial a raíz de la sentencia de la Audiencia de Navarra en el caso de 'La Manada'. Bosch ha dicho que "no deja de ser irónico, por no decir incomprensible" el cese de Plaja y que, por contra, el guardia civil condenado precisamente por el caso de la Manada no haya sido apartado del cuerpo.

"Es absolutamente incomprensible e inaceptable, no lo entiendo", ha aseverado. Plaja fue cesada a raíz de publicar el siguiente tuit el pasado 26 de abril: "El problema no es un juez ni el voto particular. Nos equivocaremos si lo centramos todo en esto. Lo que falla es el poder judicial. Otra vez".

Por su parte, el expresidente de la Generalitat Carles Puigdemont ha criticado también el cese y ha vinculado la destitución a la aplicación del artículo 155. En su cuenta de Twitter, Puigdemont ha asegurado que "no perdonarán nunca la ejemplar gestión de los Mossos el 17A (día de los atentados de Barcelona y Cambrils)", ni al exconseller de Interior Joaquim Forn, ni al mayor Josep Lluís Trapero ni a Patrícia Plaja, la jefa de comunicación cesada. "Aprovechan ilegalmente el 155 para sustituir quien es excelente por quien es obediente. Pero esto tiene los días contados", ha considerado el expresident.