Podemos

Alberto Rodríguez contrata a los abogados Isabel Elbal y Gonzalo Boye y no presentará una querella contra Meritxell Batet

Sobre la contratación de Elbal y Boye, apunta a la necesidad de contar con "un equipo independiente y experto en el ámbito europeo". De momento, no presentará la anunciada querella contra Meritxell Batet.

Imagen de archivo de Alberto Rodríguez

Publicidad

El exdiputado de Podemos Alberto Rodríguez ha contratado a los abogados Isabel Elbal y Gonzalo Boye para preparar el recurso a su condena por agresión a un agente policial y para las "eventuales acciones judiciales" contra la presidenta del Congreso, Meritxell Batet.

Rodríguez señala que esas eventuales acciones judiciales "se deben adoptar" ante la decisión de Batet de retirarle su acta de diputado atentando contra "los principios más básicos de la soberanía popular y de la democracia en el Estado español".

Insiste en proclamar su inocencia, en denunciar las irregularidades que a en su opinión se han sucedido en la causa judicial en su contra, y en afirmar que "el cierre de un ciclo no implica que la batalla haya terminado. Esto no ha hecho más que empezar. Canarias es tierra de brega, aquí no se rinde nadie". Sin embargo, de momento, descarta presentar la anunciada querella contra Batet.

Recibido al grito de 'Justicia' y 'Todas somos Alberto'

Este sábado, Rodríguez se preguntaba "si yo no me apellidara Rodríguez y no fuera de familia obrera, ¿me habrían quitado el escaño? ¿Qué hubiera pasado si tuviera un apellido compuesto?".

A su salida del aeropuerto de Tenerife Norte, donde fue recibido entre aplausos por más de un centenar de personas al grito de 'Justicia' y 'Todas somos Alberto', Alberto Rodríguez dijo que abandonaba Podemos. "Abandono la militancia partidista y abandono Podemos. Agradezco profundamente estos años que han sido muy intensos de muchísimo aprendizaje y de recibir muchísima leña", ha expresado.

El exdiputado de Podemos afirbó también que ahora entra en "otro momento personal" y que "hay que saber cerrar ciclos". Rodríguez calificó la sentencia que el condena por agresión a un agente policial en una manifestación en La Laguna antes de ser diputado como "un ataque a la democracia" y "la crónica de una infamia".

Publicidad