El presidente del Gobierno en funciones y líder del PSOE, Pedro Sánchez, ha cosechado el mejor resultado de su partido desde las elecciones de 2004. Cumpliendo con lo que vaticinaban las encuestas, Sánchez ha logrado resurgir tras varias idas y venidas en su partido y decenas de conflictos internos que le llevaron a abandonar la formación durante unos meses.

Fueron los mismos militantes que anoche se agolpaban frente a la sede de Ferraz quienes le devolvieron la Secretaría General del PSOE años después de dimitir y de que le dieran por muerto en la política.

Pedro Sánchez anunció que dejaba su escaño en el Congreso de los Diputados porque se negaba a apoyar la investidura de Mariano Rajoy. En ese momento anunciaba que cogería su coche para recorrer España y conectar con la militancia. Tras miles de kilómetros, Sánchez anunció que se presentaba a las primarias de su partido con una consigna que ha marcado su carrera política: "No es no". El ahora líder del PSOE no era el más apoyado entre los barones territoriales, que se decantaron por la candidatura de Susana Díaz. Sin embargo, la militancia socialista no compartía las ideas de los barones y confiaron en Pedro Sánchez.

Después de volver a liderar el PSOE, volvió a romper todos los pronósticos y sacó adelante una moción de censura contra Mariano Rajoy que lo llevó directo a la Moncloa.

Ahora desde la Moncloa, Pedro Sánchez ha logrado conseguir el respaldo de quienes lo apartaron en su momento y ha hecho que el PSOE vuelva a ganar después de 11 años.

También te puede interesar...

El beso entre Adriana Lastra y Carmen Calvo celebrando en el balcón del PSOE los resultados de las elecciones generales

Así ha cambiado el mapa de España de azul a rojo tras las elecciones del 28A