Los lazos han desaparecido de los edificios de la Generalitat y ahora las miradas de la oposición se dirigen a Pedro Sánchez. Consideran que no ha sido lo suficientemente firme ante el desafío permanente de Torra a la Junta Electoral.

Pablo Casado acusa al presidente de mirar hacia otro lado: "Todo esto no estaría pasando si el partido socialista hubiera apoyado hace unos meses nuestra ley de símbolos que llevamos al Congreso de los Diputados, lo llevamos para evitar esto", ha asegurado.

Por su parte, Albert Rivera se ha apuntado el tanto de la retirada de los lazos. El líder de Ciudadanos asegura que los lazos se han retirado por un recurso que les da "la razón".

Desde Podemos apuestan por dejar de hablar de lazos aunque hay quien ni siquiera puede hablar, como le ha pasado a Carlos Carrizosa, diputado de Ciudadanos en Cataluña. Al intentar valorar la retirada de los lazos era increpado al grito de "¡Miserable, miserable!".

También te puede interesar...

La pancarta retirada de la Generalitat aparece colgada en un edificio particular en Sant Jaume

La fachada de la Generalitat amanece con la pancarta del lazo amarillo