La Junta Electoral Central (JEC) ha dado a los Mossos D'Esquadra un plazo que vencerá este viernes a las 15.00 horas para que quite de la sede de la Generalitat y de los edificios dependientes de la administración los lazos amarillos o blancos, pancartas y símbolos "partidistas" que encuentre exhibidos, y advierte de que si no cumple la resolución, podría haber responsabilidades penales. Fuentes de la Junta han informado de que éste es uno de los términos del acuerdo por el que el órgano electoral pide al consejero de Interior del Govern que de "manera inmediata" dé instrucciones a los Mossos para que aparten de la vía pública tales símbolos, contrarios a la Ley en periodo electoral.

Aparte de quitar las esteladas, los lazos, las pancartas o incluso "imágenes o expresiones" similares a otras usadas por formaciones que concurren a las elecciones, la Junta pide al consejero de Interior que entre sus instrucciones figure la vigilancia de que tales símbolos no volverán a colocarse en fachadas de edificios públicos durante el periodo electoral.

En su acuerdo, el órgano que vela por el cumplimiento de la Ley Electoral advierte de que si la retirada no se completa "estrictamente" antes del plazo dado, la Consellería de Interior podría incurrir en responsabilidades administrativas y penales. Asimismo, indica que si no se cumple el acuerdo, la Junta se dirigirá al prefecto de Policía de la Consellería para que lo ejecute, y por ello, recalca que el contenido de lo establecido este jueves se traslada también a él.

La Junta Central ordena, a través del consejero de Interior, que los Mossos retiren estas pancartas de las fachadas donde se mantengan y multará a los responsables. Abre un expediente sancionador, contra el que caben alegaciones por parte de la Generalitat.

También te puede interesar...

Torra cambia el lazo amarillo por uno blanco en la pancarta de la Generalitat