El secretario general de Podemos, Pablo Iglesias, ha admitido este sábado ante sus críticos de la federación andaluza que gobernar con el PSOE tiene "riesgos" pero, les ha dicho, hay que asumir las contradicciones: "Nuestro objetivo es cambiar la vida de la gente, no darnos golpes en el pecho".

Pablo Iglesias ha expresado esta idea en Sevilla, en su única visita en campaña electoral a Andalucía, una federación liderada por los Anticapitalistas de Teresa Rodríguez que han expresado su rechazo a la intención de Pablo Iglesias de gobernar en coalición con un partido contra el que, en su opinión, hay que combatir.

También te puede interesar...

Ciudadanos Madrid sufre un escrache en un mitín en Lavapiés al grito de "fascistas"