Las compañías que componen el consorcio automovilístico alemán Volkswagen alcanzaron unos ingresos de 18.465 millones de euros en España durante el año pasado, lo que supone un aumento del 6,2% respecto al ejercicio anterior y equivale al 1,5% del PIB nacional. Según el máximo representante de las empresas del grupo en España, Luca de Meo las empresas del grupo dan empleo en España de forma directa a más de 24.500 personas, mientras que el volumen total, tanto directo como indirecto, se sitúa en más de 182.000 puestos de trabajo.

La incertidumbre en relación con los motores de combustión, especialmente con el diésel, y también en el entorno político, con las próximas elecciones generales y autonómicas, motivan la pérdida de 25.000 matriculaciones anuales en el conjunto del mercado automovilístico español. Así lo indicó el presidente de Volkswagen Group España Distribución, Francisco Pérez Botello, en el marco de la presentación de los resultados anuales de las empresas del Grupo Volkswagen en España, al tiempo que indicó que a medida que se vaya amortiguando esta incertidumbre se irán recuperando los volúmenes de ventas

De Meo, afirmó que el mercado europeo no se está comportando de forma excepcional, sino que está bajando, puesto que existe una gran incertidumbre, aunque señaló que en España se prevé seguir en la línea que se venía registrando hasta la fecha, aunque con más dificultades que en años anteriores.