En Salamanca los vecinos no aguantan más el ruido, la suciedad en los edificios, las molestias a cualquier hora del día o de la noche.

El exceso de ruido en los pisos turísticos ha acabado con su paciencia y ahora el ayuntamiento ha presentado un borrador para atajar el problema .

Los dueños de pisos turísticos serán multados si sus inquilinos cometen actos incívicos. "no sólo es responsable el que la hace sino también el que tiene la propiedad" dice el concejal de turismo de Salamanca, Julio López

Las multas irán desde los 750 hasta los 3.000 euros y además el propietario tendrá que contratar un seguro de responsabilidad civil de hasta 150 mil euros. Los propietarios se arriesgan, incluso, al cierre del inmueble durante más de 3 meses.

En Valencia tienen el mismo conflicto " estamos hartos de que todas las noches y todas las mañanas haya gente borracha, haciendo ruido, no preocupándose por el barrio"dice un vecino " yo he llegado a asomarme por la ventana pidiendo que se callen por favor " .

"Hay muchos pisos turísticos, yo vivo en esa esquina y estoy rodeada. Algunos son legales y otros son ilegales" dice una vecina del barrio de El Carmen, en Valencia.

Dependiendo del contrato, el inquilino podría cargar con una sanción , una multa que iría desde los 60 hasta los 6.000 euros.

En Madrid la solución está en el aire. En la mayoría de los casos " se levanta esa sanción y el responsable de asumir el coste de la misma sería el propietario" Diego San Martín, abogado. Las sanciones irían de 750 a 3.000 euros.

En Barcelona tienen ya un centro especial de mediación. El primer teniente de Alcalde del Ayuntamiento de Barcelona, Jaume Collboni, anunció "este es un servicio de mediación que va dirigido especialmente a los propietarios que son los últimos responsables de que se cumplan las normas comunitarias y el respeto al descanso de los vecinos fundamentalmente".

Desde enero han resuelto ya más de 200 conflictos.