El número de parados registrados en las oficinas de los servicios públicos de empleo (antiguo Inem) subió en 3.279 desempleados en febrero (+0,1%), su peor registro en este mes desde 2013, cuando aumentó en más de 59.000 personas. Tras el repunte de febrero, el volumen total de parados se sitúa en 3.289.040 desempleados, según ha informado este lunes el Ministerio de Trabajo, Migraciones y Seguridad Social.

Dentro de la serie histórica de febrero, que se inicia en 1996, el paro ha subido en once ocasiones y ha bajado en trece. El aumento registrado en febrero de este año contrasta con los descensos experimentados en 2014 (-1.949 desempleados), 2015 (-13.538 parados) 2017 (-9.355 desempleados) y 2018 (-6.280 parados). Entre medias, en 2016, se registró un aumento del desempleo de 2.231 personas, inferior, por tanto, al repunte experimentado en febrero de este año.

El incremento del paro en febrero se ha dejado notar especialmente en la agricultura, que sumó 9.885 parados (+6,9%), y en el colectivo sin empleo anterior (+7.926 desempleados, +2,9%). Por contra, el desempleo bajó en los servicios (-7.581 parados, -0,3%), en la construcción (-4.647 desempleados, -1,7%) y en la industria (-2.304 parados, -0,8%).

En el último año, el paro se ha reducido en 181.208 personas, a un ritmo interanual del 5,2%. En términos desestacionalizados, el paro bajó en febrero en 10.445 personas en relación al mes anterior, según ha destacado Trabajo.

En cuanto a la contratación, en el segundo mes del año se realizaron 1.571.017 contratos, un 1,6% más que en febrero de 2018, de los que 168.607 fueron contratos indefinidos, el 10,7% del total, con un descenso del 3,2% respecto al mismo mes del año pasado.

La Seguridad Social suma 69.172 afiliados en su peor febrero en tres años

La Seguridad Social sumó 69.172 trabajadores en febrero, lo que supone el ritmo más bajo para ese mes desde 2016, según datos difundidos este lunes por el Ministerio de Trabajo, Migraciones y Seguridad Social.

Tras ese avance del 0,37%, la afiliación media alcanzó los 18.888.472 ocupados, una cifra que en cualquier caso es la más elevada para un mes de febrero de los últimos once años.

En los últimos doce meses, el sistema incorporó a 524.958 personas, lo que supone un incremento interanual del 2,86% y permite superar el medio millón de incorporaciones por cuarto año consecutivo.