La idea nació en Alabama, en Estados Unidos, como una filosofía de vida. La propuesta era moverse por distintos espacios y siempre sobre ruedas.

La tendencia ha llegado a Europa tras los años de crisis económico que ha provocado que tengamos que buscar una solución a los altos precios de alquileres y de las hipotecas.

A España acaba de llegar, por ejemplo, en Madrid, un grupo de arquitectos ha creado este prototipo, que ronda los 43.000 euros. En estas viviendas son capaces de aglutinar todo tipo de comodidades y trucos para ahorrar espacio, escondites en lugares secretos. En resumen, es una buena forma de ahorrarse una hipoteca y llevarse la casa 'a cuestas'.