Paro juvenil

Un millón de jóvenes ni estudia ni trabaja tras el coronavirus, según Cruz Roja

Desde Cruz Roja, alertan de las dificultades de los jóvenes para acceder al mercado laboral y señalan que cuando consiguen un trabajo suele estar "marcado por la precariedad y temporalidad".

res jóvenes pasean por una calle de Valencia

Publicidad

El coronavirus no ha tenido sólo un gran efecto a nivel sanitario, sino también en el aspecto económico. La pandemia ha mostrado las costuras de nuestro sistema y, sobre todo, ha expuesto de mayor manera la precaria situación que viven los más jóvenes.

A estos cada día les cuesta más acceder al mercado laboral, algo que ya de por sí era complicado, y es que ya son el 17,3% entre 15 y 29 años y los que no estudian ni trabajan, lo que hace una cifra de un millón de jóvenes.

Así lo ha mostrado Cruz Roja, quien alerta que el paro juvenil entre los 16 y 19 años se sitúa en 58,23%, de los 20 a 24 años en el 36,52% y en menores de 30 años está en torno al 30%.

"Además de tener menos oportunidades, los jóvenes duplican en contratos temporales a la población total y en los últimos años han visto empeorar sus condiciones de vida, llegando a un 22% de jóvenes que viven en hogares por debajo del umbral de la pobreza", expone la organización.

"Niveles muy elevados"

Desde Cruz Roja explican que la evolución de jóvenes que ni estudian ni trabajan está "en niveles muy elevados" en el país debido a las dificultades para acceder al empleo. Además, recalcan que, si lo consiguen, suele ser un trabajo "marcado por la precariedad y temporalidad".

La organización ha advertido también del riesgo de abandonar la educación antes de tiempo, ya que esto supone que un mayor número de los jóvenes que buscan entrar en el mercado laboral lo hagan con un nivel formativo bajo y por ello les sea más difícil lograr oportunidades laborales. Cruz Roja sitúa el abandono temprano de la educación en un 16% en España.

Las iniciativas de Cruz Roja

Cruz Roja cuenta con planes de empleo como la campaña "Somos GO, una generación de oportunidades", que busca mostrar el valor de los jóvenes y la implicación que tienen las empresas con ellos para fomentar experiencias formativas en lugares de trabajo.

Con programas como este, Cruz Roja ha ayudado a mejorar la empleabilidad de más de 12.000 menores de 30 años en 2020.