Consumo

Más de la mitad del impacto medioambiental es por la alimentación

El consumo de alimentos representa en España el principal causante del impacto ambiental, debido sobre todo a la ingesta de carne (45%) y de productos lácteos (15%).

Publicidad

La carne vuelve a ser puesta en cuestión. Según el informe ‘Sostenibilidad del Consumo en España’ de la Comisión Europea y el Ministerio de Consumo, la mayor contaminación en España en 2018 vino de la industria alimentaria. Pero no solo por la carne, también por la leche. Desde el Ministerio de Consumo se recomienda una dieta mediterránea para paliar la contaminación.

Según el ministro de Consumo, Alberto Garzón “es una verdadera ironía que cuando se trabaja con estos escenarios, particularmente carne y productos lácteos, no solo mejora en nuestros impacto sino que se pasaría a la dieta mediterránea. Una profundización y extensión de la dieta mediterránea tendría beneficios para todo el planeta”.

Las recomendaciones pasan por evitar el exceso de consumo de determinados productos y buscar otros más saludables como la verdura o la fruta.

Detrás de la alimentación, que supone un 52,1% de impacto medioambiental, se encuentra la movilidad (un 17,1%) incluyendo no solo coches sino también aviones. Según el informe este sector ha mejorado gracias al furor por los eléctricos y la concienciación social.

Le sigue muy de cerca la vivienda (16,2%). La calefacción y los chalets son más nocivos que los pisos. Sobre lo que tenemos en casa, además de los electrodomésticos (5,1%), se encuentran los muebles y la ropa. El informe destaca que en España somos un 26% más contaminantes que la media europea.

Publicidad