Según ha informado la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV), la eléctrica ha conseguido crecer un 7,5% con respecto al 2018. El beneficio bruto de explotación del grupo (EBITDA) se situó en 9.349 millones de euros, un 27,7% más que en el ejercicio anterior, gracias al buen ritmo de todos sus negocios.

Sánchez Galán ha destacado que el beneficio neto obtenido de 3.000 millones de euros "permite adelantar en un año el cumplimiento de los objetivos para el periodo 2018-2022" y señala que se debe "al éxito de un modelo sostenible y nos anima a seguir trabajando por la transición hacia una economía baja en carbono"

En lo que respecta a la plantilla, la compañía ha incorporado a 1.600 profesionales en el ejercicio y supera los 34.000 trabajadores, el 99% con contratos indefinidos, generando un total de 425.000 puestos de trabajo.