Volcán de Cumbre Vieja

Decenas de familias arruinadas y sin nada por el volcán de La Palma de la noche a la mañana

El volcán de La Palma ha destruido centenares de edificaciones, entre ellas, tiendas, comercios, fincas de plátanos... hay varias trabajadores que se han quedado sin empleo y sin casa de un día para otro.

Publicidad

Tras la erupción del volcán de La Palma miles de personas tuvieron que dejar sus casa y desplazarse hasta un lugar seguro, hay aproximadamente 6.000 personas desalojadas y centenares de casas destruidas por la lava.

Las familias, además de la vivienda, en muchas ocasiones, también han perdido el empleo. Muchos eran autónomos o agricultores y han visto como las coladas de lava del volcán de Cumbre Vieja sepultaban sus comercios y restaurantes y también fincas de cultivo.

Hay 12.000 personas que dependen del sector del plátano, según Asprocan. Hay profesionales de varios sectores: empaquetadores, transportistas, de pequeños comercios, de gasolineras. Hay más de 3.000 autónomos afectados por la erupción del volcán de La Palma, según ATA Canarias.

Jorge, un vecino de la isla de La Palma, lo ha perdido todo: su trabajo, su casa... Su mujer también se ha quedado sin empleo. Él trabajaba en una empresa de reformas y la mujer en el plátano. El hijo de la pareja ha vuelto a la isla para ayudar a sus padres: "Sacarlos a ellos adelante porque ya ellos hicieron su parte", comentaba Iva, el hijo.

Otro de los vecinos de la isla, Fabián, ha decido marcharse de La Palma porque cree que de momento va a ser complicado encontrar un empleo. "En La Palma siempre he trabajado del turismo y aparte del turismo, los plátanos, ahora ni una cosa ni la otra, no nos queda nada", asegura una joven.

La gerente del Hospital de La Palma, Mercedes Coello, cuenta que hay compañeros y gente que se le está dando permisos porque "no puedes seguir trabajando con una actividad normal si la casa se la ha llevado por delante un volcán", asegura.

Publicidad