70.016167

Publicidad

Patronal

CEOE califica de "irresponsabilidad mayúscula" el acuerdo del PSOE y Unidas Podemos con Bildu que "dinamita el diálogo social"

Rotundo rechazo de los empresarios al pacto entre los socios de gobierno PSOE y Unidas Podemos con Bildu que ha ido matizándose pero que gira sobre la derogación total o parcial de la reforma laboral. En un comunicado muestran su estupor por una "irresponsabilidad mayúscula" que "tendrá unas consecuencias negativas incalculables" en la economía española.

Durísima reacción de las patronales CEOE y Cepyme al acuerdo entre los socios de Gobierno de PSOE y Unidas Podemos con Bildu que incluía a las nueve de la noche de este miércoles la derogación total de la reforma laboral y que luego ha sido matizado añadiendo conceptos como aspectos lesivos y eliminando la alusión a la totalidad.

En un comunicado aseguran que el pacto con Bildu es una "irresponsabilidad mayúscula" que "dinamita" el diálogo social y van más allá. Dicen que "tendrá unas consecuencias negativas incalculables" en la economía española y también en la confianza de los empresarios que son quienes hacen inversiones y crean el empleo lo que "impactará de forma profundamente negativa en el empleo".

La patronal ataca la actitud de la coalición de gobierno y considera la decisión un ataque incluso a la Constitución: "un desprecio indignante al diálogo social, al que dinamita; al papel que la propia Constitución otorga a los agentes sociales y, en este sentido, a las propias instituciones del Estado en el momento más delicado de la economía española y, por tanto, cuando este diálogo se hace más necesario".

En el peor momento

Recuerdan las patronales que este pacto llega además en un momento especialmente delicado, cuando el Gobierno y los agentes sociales están negociando medidas de flexibilidad en el ámbito laboral. Decisiones de las que depende la supervivencia de miles de empresas es para garantizar la subsistencia de miles de empresas y millones de empleos, en los sectores más castigados por el COVID-19.

Aseguran que "es totalmente incoherente y contrario suscribir un acuerdo para dar un paso atrás e incrementar la rigidez en el mercado laboral". Creen que se echarán por tierra todos los esfuerzos realizados. Especialmente la apuesta por los ERTE para lograr hibernar las plantillas y salvaguardar millones de puestos de trabajo.

Han ignorado las recomendaciones de la Comisión Europea

No entienden los empresarios que se ignoren las recomendaciones de la Comisión Europea para lograr la recuperación. Bruselas considera necesario medidas de apoyo al empleo pactadas que incluyan flexibilizar las condiciones laborales.

Según lo anunciado en un primer momento en el Congreso de los Diputados los socios de gobierno han ido en sentido contrario. Los portavoces de PSOE, Unidas Podemos y Bildu firmaron un comunicado para derogar la reforma laboral de "forma íntegra" a cambio de "no obstaculizar" la prórroga del estado de alarma.

Tres horas después, el PSOE emitía una nota aclaratoria informando de que quedaba anulado ese punto primero del acuerdo suscrito con Bildu. Aseguraban que la derogación se ceñía a aspectos concretos como la prevalencia del convenio sectorial o la ultraactividad de los convenios. Y añadían que "derogaremos la reforma laboral. Recuperaremos los derechos laborales arrebatados por la reforma laboral de 2012. Impulsaremos en el marco del diálogo social la protección de las personas trabajadoras y recuperaremos el papel de los convenios colectivos",.

Publicidad