Diferencias entre ERE y ERTE

Publicidad

Coronavirus

¿Cambiará el coronavirus el modelo productivo? Aumentan las consultas sobre ERES y ERTES por miedo a los efectos enconómicos

La incertidumbre generada por la expansión del coronavirus preocupa a las empresas. En algunos sectores temen tener que realizar ajustes temporales o definitivos de plantillas si la situación se prolonga. El teletrabajo podría haber llegado para quedarse.

Seat es una de las empresas que contempla hacer un ajuste temporal de plantilla si la falta de componentes por la crisis del coronavirus se mantiene en el tiempo y obliga a detener la producción durante días. Ford Almussafes también ha arrancado las consultas para negociar en su caso un ERE para hasta 400 trabajadores que podría alcanzar a 400 trabajadores de la planta valenciana. La compañía trasladó la semana pasada a los sindicatos la "necesidad" de bajar la producción en unos cien vehículos diarios debido a un "continuo descenso de ventas".

El grupo automovilístico italo-estadounidense Fiat Chrysler Automobiles ya ha anunciado que cerrará temporalmente cuatro fábricas en Italia. En el sector de la automoción no es extraño aplicar los llamados ERTES.

La situación es excepcional y las empresas tienen herramientas en la legislaciónn laboral para intentar superar momentos de incertidumbre o de caída económica.

La flexibilidad, la negociación colectiva y en los casos más graves los despidos colectivos definitivos o temporales.

¿Qué diferencia hay entre ERE y ERTE?

ERE o Expedientes de Regulación de Empleo

Se trata del despido definitivo de parte de una plantilla con causa justificada. La empresa debe probar que esas causas que pueden ser económicas, técnicas, organizativas o productivas.

ERTE o Expediente de Regulación Temporal de Empleo

Suspensión de la actividad del trabajador de forma temporal también por causas económicas, técnicas, organizativas o productivas justificadas. En función de las circunstancias el periodo de inactividad puede prolongarse durante días, semanas e incluso meses. Al no tratarse de una extinción definitiva, durante todo el tiempo que dure la inactividad, el trabajador podrá mantener su cotización en la Seguridad Social por el 100% de la jornada, aunque su sueldo permanecerá suspendido.

Preocupa también la evolución de la crisis en el sector turístico. La Confederación Española de Hoteles y Alojamientos Turísticos (CEHAT) y Exceltur piden agilizar la tramitación de los ERTE al menos de un mes hasta ver si se contienen los contagios con rapidez. La Semana Santa está a la vuelta de la esquina y la preocupación es máxima.

Los agentes sociales se preguntan si el coronavirus puede cambiar el sistema productivo y que muchos de los empleados que se han estrenado en el teletrabajo podrían ser reasignados en adelante como política general de las empresas.

Publicidad