30.933333

Publicidad

tras fracasar las negociaciones de emergencia

La agencia de viajes Thomas Cook se declara en quiebra y deja tirados a 600.000 turistas

La agencia de viajes Thomas Cook, la más antigua del mundo, se ha declarado este lunes en quiebra, dejando a cientos de miles de turistas en todo el mundo sin sus reservas.

El grupo de viajes Thomas Cook, uno de los operadores internacionales más importantes para el sector en Canarias, con 178 años de historia, entró en suspensión de pagos tras haber fracasado las negociaciones de emergencia con su principal accionista y acreedores a fin de encontrar un rescate, confirmó este lunes la Autoridad de Aviación Civil (CAA).

La compañía, que emplea a 22.000 personas -9.000 en el Reino Unido- "ha cesado sus operaciones con efecto inmediato", según indicó el regulador esta madrugada en un comunicado, y tiene actualmente a 150.000 turistas británicos de ese país de vacaciones en el extranjero, a falta de ser repatriados. En total, hay 600.000 turistas afectados en todo el mundo.

La empresa no ha podido asegurar los 200 millones de libras (unos 227 millones de euros) que necesitaba como fondos extra para poder garantizar su supervivencia tras una jornada completa de reuniones cruciales mantenidas en Londres. "Todas las reservas del Grupo Thomas Cook, que incluyen los vuelos y las vacaciones, han sido canceladas", apuntó la CAA en la nota.

Unos 30.000 turistas afectados en Canarias

Entre 25.000 y 30.000 turistas están afectados en Canarias por la quiebra de Thomas Cook, el segundo operador más importante de las Islas, segú el presidente de la patronal hotelera de Las Palmas, la FEHT, José María Mañaricúa.

El grupo de viajes Thomas Cook, uno de los operadores internacionales más importantes para el sector en Canarias, con 178 años de historia, entró en suspensión de pagos tras haber fracasado las negociaciones de emergencia con su principal accionista y acreedores a fin de encontrar un rescate, confirmó este lunes la Autoridad de Aviación Civil (CAA).

Thomas Cook, que opera en 16 países, cuenta con 105 aviones y posee 200 hoteles y complejos hoteleros con su marca, según su web, había previsto sellar esta semana un paquete de rescate con el conglomerado chino Fosun, estimado en 900 millones de libras (1.023 millones de euros). No obstante, fue retrasado por la exigencia de los bancos -como el RBS y el Lloyds- de contar con nuevas reservas de cara al invierno, que la firma no ha sido capaz de lograr.

Alemania no repatriará a los afectados

El Gobierno alemán ha descartado repatriar a los afectados por la quiebra de Thomas Cook como Reino Unido y les ha remitido al seguro obligatorio que cubre a los turoperadores en caso de insolvencia. 140.000 alemanes se han visto directamente afectados por la repentina disolución de la empresa y entre este lunes y el martes más de 21.000 tenían previsto viajar.

En rueda de prensa, el portavoz de Exteriores, Rainer Breul, aludió a las diferencias en la situación legal entre ambos países y precisó que, mientras en Reino Unido el Gobierno es el "responsable directo", en Alemania son en primer lugar los respectivos turoperadores los que tiene que organizar el viaje de regreso. El portavoz explicó que en el país germano existe un seguro especial obligatorio para turoperadores recogido el Código Civil que cubre posibles casos de insolvencia y cuyo mínimo legal asciende a 110 millones de euros. En caso de que el reembolso reclamado por los afectados supere la cantidad máxima recogida por el seguro, cada suma individual reclamada "se reducirá proporcionalmente" respecto a la cantidad máxima disponible, precisó un portavoz del Ministerio de Justicia.

El Ejecutivo agregó que de darse el caso de turistas alemanes varados en el extranjero, el Gobierno alemán pone a su disposición para asistirlos la amplia red de representaciones en el exterior.

Publicidad