A las 9,30 h. eran los exámenes en la Comunidad de Madrid y a las 15,30 h. en Silleda, Pontevedra. Dos de los lugares donde se realizaban pruebas para cubrir plazas de enfermería en muchas comunidades. Miles de aspirantes, muchos de ellos con contratos temporales, se presentaron con la pretensión de conseguir un puesto fijo en los servicios de salud.

Cuatro de ellos, de Ourense, decidieron tener más posibilidades presentándose a dos exámenes. En Galicia estaban en juego más de 800 plazas. En Madrid, 5.000 puestos. Llegaron a Madrid el sábado y a las 7,30 h, ya estaban en un taxi camino del examen, que comenzaba a las 9,30 h. Terminada la prueba cogieron otro taxi sobre mediodía para ir a la terminal privada de Barajas. En avión llegaron a Santiago de Compostela con tiempo para llegar a la segunda prueba a las 15,30 h.

No quieren decir lo que les costó: "Es una inversión, Es decidir unas vacaciones o esto".