La número 126 del mundo, la española Paula Badosa protagonizó una divertida escena en los días previos del comienzo de Wimbledon.

Paula se dirigía a calentar en una de las pistas cuando se encontró a Roger Federer entrenando en su cancha, era el turno de Paula y el suizo tuvo que dejar de calentar.

La española explicó lo que pasó en su cuenta de Instagram y se hizo una foto con Federer.

También te puede interesar...

Wimbledon 2019: Horarios, partidos, calendario y cuadro

El 'mono' ilegal con el que Genie Bouchard no podrá jugar en Wimbledon