Open de Australia

Ashleigh Barty se convierte en primera australiana en ganar el Open de Australia en 44 años

Barty remontó a la estadounidense Danielle Collins en el segundo set para proclamarse ganadora del Open de Australia y convertirse en la primera local en conseguirlo en 44 años.

Ashleigh Barty gana el Open de Australia

EFE Ashleigh Barty gana el Open de Australia

Publicidad

La número 1 del mundo, Ashleigh Barty, ha hecho historia y se ha convertido en la primera australiana en ganar el Open de Australia en 44 años con un marcador de 6-3 y 7-6(2) en la emblemática pista que lleva el nombre de Margaret Court. Con este título, Barty ha sellado un torneo casi perfecto delante de su público.

Cuando el partido parecía destinado a llegar al tercer y decisivo último set, Barty firmó una remontada para superar un 1-5 en el marcador y acabar el segundo set por 7-6 y, de paso, firmar la victoria y hacer historia.

La estadounidense Danielle Collins no se dejó intimidar por el público australiano, que en ocasiones llegó a abuchearla, e intentó mantenerse fiel al tenis agresivo que la llevó a la final. A punto estuvo de forzar el tercer set, pero si algo tiene Barty es una gran capacidad para aguantar la presión. Eso, combinado a la notable mejoría de su tenis durante el segundo set en el que se encontró con su peculiar revés cortado, hicieron que la tenista natural de Florida acabase sin opciones.

Primera tenista 'aussie' en 44 años

La última tenista 'aussie' en ganar el Open de Australia fue Chris O’Neill, que precisamente estaba en las gradas, hace 44 años, en 1978. Antes que ella lo lograron Margaret Court, Evonne Goolagong, Kerry Melville Reid por lo que Barty pasa a formar parte de un exclusivo grupo de australianas con el honor de alzar en su propia casa el trofeo de una de las mayores competiciones mundiales.

"Como australiana, lo más importante es poder compartir esto con la gente. Es uno de los públicos más divertidos y me habéis hecho jugar mi mejor tenis contra una campeona como Danielle. Es un sueño hecho realidad y estoy muy orgullosa de ser australiana", ha explicado en tras ganar la final reconociendo, además, que "los últimos años han sido muy duros para todos".

Ganar en casa no ha sido la única alegría de Barty en este torneo. Con la victoria, la australiana se suma también al grupo de tenistas (con ella suman 7) de la era Open que han ganado un Grand Slam en 3 superficies distintas. Así Barty, ha conquistado ya, además del Open de Australia, Roland Garros y Wimbledon.

La victoria la consolida también como número 1 mundial ya que ha comenzado la temporada con 14 de 14 en partidos jugados y ganados y con más de 2.000 puntos de ventaja frente a Sabalenka, la número 2 actual, en la clasificación WTA.

Publicidad