NUEVO METAL PARA LA DELEGACIÓN ESPAÑOLA

NUEVO METAL PARA LA DELEGACIÓN ESPAÑOLA

Adel Mechaal logra la medalla de oro en los 3.000 metros del Europeo en pista cubierta

Adel Mechaal ha logrado un nuevo metal para España. El atleta se ha colgado el oro en la categoría de 3.000 metros del Europeo en pista cubierta con una gran carrera en la que ha administrado sus esfuerzos a la perfección. En la última vuelta apretó y se llevó el triunfo.

Adel Mechaal en los juegos de Río
Adel Mechaal en los juegos de Río | EFE

Un año después de proclamarse subcampeón de Europa de 5.000 al aire libre, el español Adel Mechaal relegó al olvido sus problemas con las autoridades antidopaje al conquistar la medalla de oro de 3.000 metros en pista cubierta en una carrera magistral que situó octavo a Carlos Mayo. Mechaal, que se declaró "orgulloso de vestir la camiseta de España", venció con un tiempo de 8:00.60, seguido del noruego Henrik Ingebrigtsen (8:00.93) y del alemán Richard Ringer (8:01.01), en tanto que Mayo acreditó 8:06.15.

"Es el premio a esta lucha constante de estos meses que me ha hecho muy fuerte. Ha sido el premio al trabajo y estoy muy orgulloso. Ha habido un momento en que me he visto encerrado, como un león acorralado, me podía haber caído, pero como me veía fuerte he esperado para cambiar muy fuerte en el 200", explicó Mechaal.

A Mechaal le interesaba una carrera rápida y limpia porque se encontraba fuerte, pero el primer mil discurrió a ritmo lento (2:50.68), el paso de la carrera femenina, unos minutos antes. Tiraba el italiano de origen magrebí Marouan Razine, hasta que los turcos Kaya (Ali y Aras) tomaron la cabeza en el segundo km. Mechaal, que se vio a cola del grupo, tuvo que abrirse para llegar al segundo puesto.

El segundo mil lo cubrió el alemán Ringer en cabeza en 5:34.25. Mechaal tomó la cuerda al toque de campana y tiró a muerte. Por un momento parecía que Ingebrigsten, un "killer" en campeonatos de Europa, iba a dar buena cuenta del español, pero Mechaal aún guardaba un cambio más en sus piernas, redobló su ataque y voló hasta la meta.

El discípulo de Antonio Serrano, que estaba suspendido por la Agencia Española Antidopaje (AEPSAD) por tres controles fallidos, competía en Belgrado en virtud de la cautelar que le concedió el Tribunal de Arbitraje Deportivo (TAS). "No sabía si podría competir aquí hasta hace 20 días, cuando llegó la cautelar. Tengo que dar las gracias a España por dejarme demostrar mi talento y por acoger a mi familia. Quiero decir que me siento muy orgullos de vestir esta camiseta y de devolverle a España lo que ha hecho por mí", declaró el nuevo campeón.

EFE | Madrid | 05/03/2017

Más noticias

Los mas vistos

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.