Juegos Olímpicos de Tokio 2020

La selección española femenina de baloncesto sufre en su debut en los Juegos Olímpicos de Tokio 2020 frente a Corea del Sur

Astou Ndour y Laura Gil ha sido la pareja encargada de conducir a la victoria a la selección femenina de baloncesto en su debut en los Juegos Olímpicos de Tokio 2020.

Jugadoras de España celebran su victoria

Publicidad

Tras mucho sufrimiento ante Corea del Sur, la selección española femenina de baloncesto ha conseguido solventar un encuentro exigente con un favorable 69-73 en su debut en los Juegos Olímpicos de Tokio 2020.

La pareja formada por Astou Ndour y Laura Gil ha sido la encargada de guiar al combinado español hacia la victoria. La vigente subcampeona olímpica protagonizó un estreno muy incómodo en el Saitama Super Arena, donde Corea, que partía como teórica víctima, peleó hasta el último minuto y nunca dejó de soñar con la sorpresa.

El partido estuvo completamente equilibrado durante los tres primeros cuartos y el equipo entrenado por Lucas Mondelo no logró escaparse hasta el último parcial, cuando pareció sentenciar el duelo con un parcial de 13-0 (53-66, min.34). Sin embargo, las coreanas nunca se rindieron y el seleccionador español no pudo respirar tranquilo hasta el pitido final.

El inicio del partido fue intachable y España mostró fuerza y coraje, además de una canasta inicial de Alba Torrens, pero esa fue su única puntuación que acabó con valoración negativa y ha dado la sensación de que todavía tiene que coger ritmo tras haber sido baja en el Eurobasket ya que dio positivo en COVID-19.

Tras este arranque Corea volvió a la carga y llegó a contar con una máxima renta de 5 puntos en el segundo cuarto (30-25, min.18) frente a una España negada desde la larga distancia (0/8 en triples al descanso). El talento de Ndour y la entrega de Gil, que anotó un par de contraataque en solitario tras robo de balón, impidieron tener que lamentar males mayores.

Publicidad