Champions League

Por qué España se ha pegado el batacazo del siglo en la Champions League

LaLiga solo ha metido a un equipo en octavos de la Champions: Inglaterra, Alemania, Italia y Portugal tienen más clubes en la fase final. ¿Es un accidente o la cruda realidad del fútbol español?

Los jugadores del Barça, tras caer eliminados de la Champions

Los jugadores del Barça, tras caer eliminados de la Champions EFE

Publicidad

El Real Madrid es el único equipo español en los octavos de final de la Champions League. Barcelona, Sevilla y Atlético de Madrid han caído eliminados en la fase de grupos, un dato abrumador que muestra a las claras el deterioro de nuestro fútbol en la máxima competición continental pese a contar con el actual campeón de la Copa de Europa en nuestra liga. En total, en los bombos de octavos habrá cuatro equipos ingleses, cuatro alemanes, tres italianos, tres portugueses, un belga, un francés... y un español. Parece un chiste malo, y nosotros somos los de Lepe.

Por primera vez desde que existe el actual formato de octavos (2003-04), solo un club patrio disputará la fase eliminatoria de la Champions League. Un dato histórico para ilustrar el batacazo del siglo: el precedente más cercano a lo sucedido en esta temporada es del año 1998-99, cuando el Barça y el Athletic fueron eliminados de la fase de grupos y el Real Madrid sí que alcanzó la siguiente ronda, que era cuartos de final ya que solo se clasificaban ocho clubes.

Podría tratarse de un accidente, pues entraba dentro de la lógica que, por jugadores y presupuesto, tanto Barça como Atleti estuvieran en la fase eliminatoria de esta Copa de Europa: los de Xavi fracasaron ante sus fantasmas y los colchoneros se abisman al fin de la era Simeone. Sin embargo, también podríamos estar ante la cruda realidad de "la mejor liga del mundo", un torneo que ya no es tan hegemónico como lo fue hace apenas un lustro. Ligas supuestamente menores como la alemana, la italiana o la portuguesa tienen mayor representación en octavos, y merecidamente además.

La cuarta liga en gasto en fichajes

La inversión económica de un club no siempre se traduce en resultados (de hecho, por eso el fútbol es tan emocionante), pero está claro que el dinero ayuda y, en eso, LaLiga ya no es lo que era. En este aspecto, la Premier League es inalcanzable: el pasado verano pulverizó todos los récords con 2.250 millones gastados en fichajes. Solo la liga inglesa representó el 49% del gasto de las cinco grandes ligas europeas; casualmente, solo el Real Madrid pudo evitar que el año pasado se disputase la segunda final de Champions consecutiva entre equipos británicos.

Pero... ¿es LaLiga la segunda competición doméstica con mayor gasto? Ni de lejos, a diferencia de otros años. La Serie A italiana ocupa dicho puesto en el ranking con 749 millones de euros, seguida en tercera posición por la Ligue 1 francesa (558 M€), obviamente 'dopada' con el pastizal qatarí del Paris Saint-Germain. Hay que bajar al cuarto puesto para encontrar a la liga española, con un gasto de 505, poco por encima de los 484 gastados por la Bundesliga alemana, quinta en la lista.

Una mirada a los derechos televisivos

Y eso que, según un informe de la UEFA, nuestra liga tiene un gran poder de crecimiento respecto a las grandes ligas, en concreto en el apartado de los derechos de televisión. De hecho, la competición española es la única de las cinco grandes que ha crecido de manera exponencial desde el año 2017 al presente.

En materia audiovisual, LaLiga viene percibiendo este último trienio 3.455 millones de euros (1.151 por temporada) fruto del acuerdo en el mercado español, además del internacional que alcanza los 4.485 millones en cinco años (897 por temporada). En total, unos 2.048 M€ por temporada. Así, nuestra competición ha crecido un 21% de los ingresos audiovisuales, lo que en términos numéricos es 361 millones de euros más que percibe en la actualidad respecto a lo que recibía en 2017.

¿Y las otras ligas europeas? A nivel continental y analizando las otras cinco grandes ligas, solo la Premier ha crecido este último lustro: lo ha hecho apenas un 3%, de los 3.643 M€ que ya ingresaban en la temporada 2016-2107 a los 3.635 actuales. Las otras tres grandes ligas, por su parte, han visto que sus derechos se han depreciado en este mismo período: la Bundesliga percibe 1.249 millones anuales, la Serie A 1.132 M€ y la Ligue 1 915. Portugal, por su parte, ingresa apenas 198 M€ por temporada en derechos audiovisuales, creciendo no obstante un 57% desde 2017.

'OPA hostil' de la Premier League

Sin embargo, el reparto de esos derechos televisivos hace que otras ligas sean cada vez más competitivas porque, básicamente, son más los clubes que pueden hacerse con mejores jugadores. LaLiga apenas puede a estas alturas rivalizar con el músculo económico de la Premier. En ese sentido, la marcha de Emery al Aston Villa resulta paradigmática: un club que pelea por no descender en la liga inglesa ha dejado sin técnico al séptimo clasificado de LaLiga y flamante semifinalista de la última Copa de Europa.

Solo la liga inglesa representó el 49% del gasto de las cinco grandes ligas europeas este verano

Pero hay muchos otros ejemplos. Este verano el Newcastle, undécimo la temporada pasada, se llevó a Isak de la Real Sociedad por 70 'kilos'; el Aston Villa, por ejemplo, fichó a Diego Carlos, central titular del Sevilla; Renan Lodi, del Atlético, está cedido en el recién ascendido Nottingham Forest. Clubes españoles que juegan en Europa ya no pueden retener sus activos porque la superioridad financiera de Inglaterra es aplastante. Solo Madrid, Barça y, en menor medida, el Atleti, pueden aguantar esta pinza económica.

Bundesliga y Serie A, rivales de LaLiga

Clubes de la zona media-baja de la tabla en la Premier se llevan a jugadores de equipos 'top' de LaLiga; tras la hegemonía de la Serie A en los 90 y de LaLiga después, llega el turno de la liga inglesa. Más preocupante para nuestro fútbol resulta que la liga italiana, la Bundesliga o incluso la Primeira Liga portuguesa sean más pujantes en la Champions League, pues eso se traducirá asimismo en más dinero para unos clubes y unas competiciones que están haciendo mejor las cosas. Aunque puede que solo se trate de eso, una anécdota.

Publicidad