Mundial de Qatar 2022

La doble moral del Mundial: "Hay sitios escondidos en Doha donde está permitido beber alcohol"

Teresa Lozano, enviada especial de Antena 3 Deportes, nos muestra la otra cara del Mundial desde Doha: "Nada que ver con lo que propugnan las autoridades qataríes".

Publicidad

Qatar ha prohibido la venta de cerveza en los estadios y en el perímetro alrededor de estos y solo permitirá la venta de alcohol en las 'fan zones' y los puntos con licencia, como determinados hoteles.

Nuestra compañera Teresa Lozano, enviada especial al país del Golfo Pérsico, ha sido testigo de ello: "Estamos viendo que este Mundial va a ser el de la doble moral y las falsas apariencias. Hemos ido a uno de esos sitios que están un poquito escondidos en Doha donde está permitido consumir alcohol. Está en la planta 14 de un hotel. Era un tugurio lleno de ingleses donde se fumaba y se bebía cerveza y todo tipo de alcohol. Nada que ver con lo que propugnan las autoridades qataríes".

La FIFA había acordado con Qatar, país que no permite la venta libre de alcohol, que en los estadios también se podría beber cerveza, decisión que fue finalmente revocada a apenas dos días de que arranque la Copa del Mundo 2022. "Después de conversaciones con el país anfitrión y la FIFA se ha tomado la decisión de que solo se vendan bebidas alcohólicas en las 'fan zones' y los puntos habilitados y con licencia para ello, y no en el perímetro de los estadios", informó la FIFA en un comunicado.

¿Qué pasa con todos estos millones de cervezas?

La marca de cerveza Budweiser, uno de los principales patrocinadores del evento mundialista, ha publicado un tweet con una propuesta para no perder las cervezas que tenía previsto pender: regalará todas las que se encuentran almacenadas en Qatar al país que consiga alzar la Copa Mundial. "Nuevo día. Nuevo tuit. El país ganador se lleva las 'Buds'. ¿Quién las conseguirá?", señala la publicación de la empresa en Twitter.

Se tuerce un contrato de 75 millones

La decisión de las autoridades cataríes tuerce un contrato de 75 millones de euros que permitía la venta exclusiva de esta bebida de graduación por parte de Budweiser. Sin cervecerías en la región, la compañía tuvo que enviar su producto a Qatar por transporte marítimo al Golfo Pérsico y luego encontrar un espacio de almacenamiento refrigerado para protegerlo del clima ultra cálido del país.

Un litro de cerveza, más de 13 €

Qatar es un país en el que el consumo de alcohol está muy restringido y apenas se puede consumir en algunos hoteles de Doha. Durante la disputa de la Copa del Mundo esta normativa se ha relajado, pero sigue sin poder comprarse alcohol en supermercados, además de sus precios elevados, con un litro de cerveza por encima de los 13 euros.

Para poder hacer frente al campeonato, en los hoteles, 'fan zones' y estadios se han habilitado 'horas felices' y se ha permitido la venta de alcohol, aunque con restricciones, para que la gente no pueda comprar más de dos cervezas al mismo tiempo.

Publicidad