EL PORTUGUÉS LO CELEBRÓ POR TODO LO ALTO

Mourinho enloqueció tras ganar la Europa League: abrazo con su hijo y gesto a la grada

José Mourinho se volvió loco tras ganar la Europa League. El portugués lo celebró por todo lo alto. Se abrazó de forma muy efusiva con su hijo, se reivindicó ante la grada y acabó dando instrucciones a sus jugadores en el momento de levantar la Copa. Una vez más Mourinho demostró que sigue siendo 'The Special One'.

Publicidad

Publicidad