DECLARA UN TESTIGO PROTEGIDO

DECLARA UN TESTIGO PROTEGIDO

Las conversaciones de WhatsApp entre ultras del Frente Atlético, claves en el juicio por la muerte de Jimmy

Los mensajes de voz enviados por WhatsApp de uno de los ultras del Atlético de Madrid que presuntamente participó en la reyerta del Manzanares en la que murió Jimmy serán pruebas fundamentales en el proceso judicial. Hoy se juzga a tres menores que participaron en esa pelea multitudinaria, uno de los cuales está acusado de homicidio. También ha declarado un testigo protegido que había sido amenazado y que señala a uno de los menores como responsable de la paliza mortal a Jimmy junto a otros dos adultos.

Comienza en Madrid el juicio por la muerte de Jimmy, el aficionado del Deportivo de la Coruña fallecido durante una pelea con la hinchada radical del Frente Atlético. El juicio se celebra a puerta cerrada porque el único imputado por esa muerte era menor en el momento de la agresión. Otros dos jóvenes se sientan el banquillo por participar en los altercados. El fiscal pide ocho años de internamiento y tres de libertad vigilada para el menor.

El testigo protegido ha corroborado en su declaración ante el Juzgado de Menores Número 4 la versión policial sobre la muerte del hincha de Riazor Blues, Francisco Javier Romero, alias Jimmy, y ha acusado al menor enjuiciado hoy como uno de los autores de la muerte del seguidor del Deportivo. Ha declarado como imputado, ya que no ha prestado juramento en el juicio, si bien la juez le ha concedido protección y no ha revelado la identidad de esta persona.

Fuentes jurídicas han informado que los tres menores han declarado en la vista oral que se celebra hoy así como el testigo protegido, que es la principal prueba contra el menor acusado de homicidio.

En su declaración y a preguntas de su abogado, el testigo ha acusado al menor imputado por homicidio de la muerte de Jimmy así como a otros cuatro hinchas del Frente Atlético que fueron excarcelados por el titular del Juzgado de Instrucción Número 20 de Madrid, que instruye la causa principal.

La vista oral ha comenzado a las 10.00 horas en el Juzgado de Menores, donde se celebra el juicio a puerta cerrada en cumplimiento con la Ley de Responsabilidad Penal del Menor.

Los acusados han llegado alrededor de las nueve y media de la mañana al juzgado, donde también ha acudido la madre de Jimmy y un grupo de hinchas de Riazor Blues. Ninguno de ellos ha querido hacer declaraciones a los medios.

Ocho años de internamiento y tres de libertad vigilada

El fiscal pide ocho años de internamiento y tres de libertad vigilada para el menor, único acusado de la muerte del seguidor del Deportivo y a quien el Ministerio Público también considera autor de un delito de riña tumultuaria y de otro de tenencia ilícita de armas.

Junto a él se sientan en el banquillo otros dos menores, también participantes en la pelea mortal entre ultras del Atlético de Madrid y del Deportivo de La Coruña, a los que el fiscal acusa de riña tumultuaria, en un caso, y de ese mismo delito y de tenencia ilícita de armas, en el otro. Para ambos solicita que se les condene a trabajos en beneficio de la comunidad.

"Se ha terminado con la falacia del testigo protegido, es un imputado"

En un escrito, la defensa del único menor acusado de homicidio en la vista que se celebra hoy en el Juzgado de Menores Número 4 afirma que "se ha terminado ya con la falacia del testigo protegido puesto que ha quedado claro que es un imputado, que ha reconocido que se encontraba junto al grupo agresor en el momento de la muerte de Jimmy".

Se da la circunstancia de que ese testigo protegido está imputado en la causa principal que instruye el titular del Juzgado de Instrucción número 20 de Madrid por riña tumultuaria, de ahí que su testimonio esté en entredicho. "No es, por tanto, testigo. Es un coimputado que ha prestado declaración como imputado, esto es, sin habérsele tomado juramento y con el derecho a no decir verdad", explica la defensa.

Y aunque sostiene que no es posible proteger a un imputado porque la ley no lo prevé, finalmente esta persona ha declarado como imputado pero sin que la juez haya ordenado que se levante su protección. Un ejemplo es que ha declarado sin estar a la vista de los acusados y con la voz distorsionada.

Fuentes presentes en la vista han afirmado que no se le entendía nada porque la distorsión afectaba a la palabra y no al timbre de voz. Por ello, la defensa ha reiterado su petición de nulidad ante esta "maniobra procesal de la Policía" al defender que la Ley de Protección de Testigos no se aplica a los imputados.

"No es posible que un coimputado declare protegido. Y tampoco se advierte el motivo por el cual la Policía ha decidido proteger a un implicado en la muerte del aficionado", explica. Esta mañana, el testigo protegido ha corroborado gran parte de la versión policial sobre la muerte del hincha de Riazor Blues y ha acusado al menor enjuiciado hoy y a otras tres personas como los autores de su muerte.

La defensa: "El testigo no ha hecho otra cosa que mentir"

Pero a juicio de la defensa, el testigo "no ha hecho otra cosa que mentir" ya que ha incurrido en "numerosas contradicciones, que han demostrado que no ha dicho la verdad, y que no vio lo que dijo que vio".

"Este imputado ha venido a ratificar, por interés propio, la previa versión de la Policía, pero es absolutamente imposible (por una cuestión de tiempo y de espacio) que viera todo lo que dice haber visto. No pudo ser testigo de cosas que sucedieron prácticamente al mismo tiempo y en lugares muy alejados", agrega.

Además, la defensa lamenta que la juez no haya permitido "nuevas pruebas que demostraban la inocencia del menor" como la proyección de vídeos y fotografías que "ponían claramente de manifiesto las mentiras y contradicciones del testigo protegido".

Pero que si haya aceptado un atestado policial referente a los hechos que motivaron la detención de dos miembros del Frente Atlético este fin de semana por supuestamente haber amenazado al testigo protegido. Ambos están ya en prisión.

Por otra parte, la acusación particular que representa a la familia de Jimmy ha retirado la acusación por homicidio contra otro de los tres menores enjuiciados, del cual se había filtrado en los últimos días el audio de unas conversaciones de 'whatsapp'. Como el fiscal no acusaba a dicho menor de la muerte de Jimmy, no queda acusación alguna por homicidio contra este menor.

antena3.com | Madrid | 06/07/2018

Los mas vistos

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.