Cárcel

El fiscal pide dos años y nueve meses de cárcel a Sandro Rosell por fraude fiscal

El expresidente del Barcelona ya ha devuelto los más de 230.000 euros que defraudó a Hacienda en 2012.

Expresidente del Barça, Sandro Rosell

Publicidad

La Fiscalía de Barcelona pide dos años y nueve meses de cárcel para el expresidente del FC Barcelona Sandro Rosell, por un delito contra la Hacienda Pública al defraudar más de 230.000 euros en 2012. Rosell ya ha cumplido con la devolución de la cantidad defraudada sumada de los intereses, por lo que el fiscal solo le aplicará la circunstancia atenuante de reparación del daño.

Según el escrito de acusación del fiscal, explica "la conducta de defraudación a la Hacienda Pública" de Rosell en el 2012 para no pagar el IRPF que le aplicaba. No solo pide la pena de prisión, sino que el fiscal quiere una multa de 300.000 euros para Sandro Rosell y perder la posibilidad de subvenciones o ayudas públicas.

Según alega el fiscal, "Rosell dedujo indebidamente gastos con la sociedad que administraba. Así, Rosell ocultó las rentas en su declaración del IRPF de 2012".

Ocultó su renta inmobiliaria

Con la misma idea de ocultar su verdadera la verdadera renta del expresidente culé, el fiscal asegura que "Rosell declaró en 2012 una pérdida de patrimonio de algo más de 20.000 euros como consecuencia de una presunta venta de inmuebles de su propiedad". Aseguran que no declaró las rentas inmobiliarias de una propiedad en Girona.

En su conclusión, el fiscal exponía que Rosell evitó ingresar en la Hacienda Pública la cantidad de 230.591, 62 euros en 2012.

Solo una solución posible

Si no se soluciona a través de un pacto por ambas partes, sería la segunda causa que afectaría que el expresidente del Barça llegase a juicio. En la primera Audiencia Nacional, se le absolvió de blanquear dinero de comisiones por la comercialización de los derechos televisiones de la selección brasileña.

Publicidad