Benzema y Cristiano Ronaldo en el partido contra el Villarreal

Publicidad

JORNADA 5 | REAL MADRID 1 - 1 VILLARREAL

El Villarreal acaba con el récord de victorias del Real Madrid

Real Madrid y Villarreal firmaron tablas en un partido en el que sobresalió, para bien y para mal, Sergio Ramos. El central de Camas realizó el penalti que transformó Bruno al final de la primera parte e igualó el choque al principio de la segunda mitad. Este resultado supone el final de 16 victorias seguidas del Real Madrid en Liga.

Enrique Hernández | Madrid
| 20.09.2016 00:09

El Real Madrid recibía al Villarreal en el Santiago Bernabéu con el objetivo de lograr los tres puntos para distanciarse de Barcelona y Atlético de Madrid, que jugaban posteriormente en el Camp Nou.

Zidane tuvo novedades en el once, como la presencia de Kovacic o Danilo, además de la consolidación de James entre los titulares. Por parte del Villarreal, Cheryshev partía de inicio, volviendo a la que fue su casa hasta la temporada pasada.

Pitó el árbitro y rodó el balón en el Bernabéu. De inicio, el dominio era del Real Madrid, que consiguió seis córners en los primeros 10 minutos, pero que quedaron sin peligro. Cristiano y Bale lo intentaban, también Benzema por arriba, pero no había manera.

Penalti polémico de Ramos...

Por su parte, el Villarreal buscaba su oportunidad a la contra, teniendo a Chreryshev como su principal arma y llevando todo el peso del peligro visitante. Antes de que acabase la primera parte, ocurrieron dos hechos que cambiaron el signo del partido.

El primero fue la lesión de Marcelo, que se retiró del campo tras sentir unas molestias, siendo sustituido por Carvajal. El segundo fue el penalti que cometió Sergio Ramos por una nueva mano clarísima ante un disparo lejano de Trigueros.

Quedó la duda de si la mano fue dentro o fuera del área, pero Ramos reincidió en su actitud en Cornellá, esta vez siendo cazado por el árbitro. Bruno se encargó de transformar el penalti con una clase tremenda, metiéndolo a lo Panenka con un Casilla vencido. Con eso se llegó al final de la primera parte, con ese 0-1 en el marcador.

...que el central se encargó de igualar

El Madrid se veía obligado a remontar con dos cambios y con un Villarreal ofreciendo una muy buena imagen en el Bernabéu. Si querían el récord de victorias y distanciarse de Barcelona y Atlético, le tocaba remar.

Fue arrancar la segunda parte y Ramos no tardó en enmendar su error. En un córner, el capitán blanco cabeceó a la red para poner el 1-1 en el marcador. A partir de ahí, el Madrid tuvo un momento de dominio total, llegando por todas partes a la portería de Asenjo.

Sin embargo, el 'submarino amarillo' aguantaba a flote, sin ceder un metro. Durante el partido se vivió un momento especial y fue cuando Cheryshev se marchó del partido. La afición blanca le dedicó una ovación al canterano blanco, que devolvió los aplausos a la grada.

Final a la racha

El reloj seguía contando minutos y el marcador seguía con empate a uno. Eso sí, la iniciativa era total del Real Madrid. Entraron Lucas Vázquez y Morata, que le dieron otro aire al ataque blanco. De Morata salieron las opciones más claras.

El Madrid llegaba y llegaba ante un Villarreal entregado y encerrado atrás para intentar amarrar el resultado. Los blancos pidieron un penalti inexistente sobre Sergio Ramos, que cedió en cuanto notó la presencia del rival cerca de él.

También hubo una acción polémica sobre Benzema en la que también pudo haber penalti, pero no se vio nada punible. Finalmente, se quedó el 1-1 en el marcador y se acabó la racha de victorias consecutivas en Liga, dejándola en 16. Este partido supone el primer tropiezo del Madrid en lo que va de temporada, dejándose dos puntos que acercan a Barça y Atleti en la clasificación.

Publicidad