Suspendido un partido juvenil en Ourense

Publicidad

Fútbol

Un árbitro suspende un partido de juveniles tras acabar llorando por los insultos de un padre: "Pena e impotencia ver llorando al colegiado"

El partido entre el Velle B y el Seixalbo de juveniles, en la provincia de Ourense, tuvo que ser suspendido de forma temporal tras los graves insultos de un padre. El colegiado, anímicamente abatido, acabó llorando y siendo consolado por miembros de ambos equipos en el vestuario.

El choque entre los juveniles del Velle B y el Seixalbo de la liga provincial de Ourense, se vio interrumpido de forma dramática por el lamentable papel del padre de un jugador local. El trencilla pitó el final del partido en el minuto 15 de la segunda parte, aunque posteriormente lo reanudó tras ser consolado por representantes de ambos clubes.

El Seixalbo emitió el siguiente comunicado para denunciar los hechos: "Esta mañana pasamos vergüenza en la visita al Velle con el equipo juvenil. El árbitro, en el minuto 15 de la segunda parte, pitó el final del partido por los graves insultos que estaba recibiendo por parte del padre de un jugador local (lamentablemente conocido ya por alguna situación similar). Pena e impotencia ver llorando al colegiado en el vestuario tratando de ser consolado por representantes de ambos clubes. Rabia. Tristeza".

"Después de recuperarse emocionalmente de lo sucedido, reanudó el partido más tarde, una vez abandonó las instalaciones la persona en cuestión. Este tipo de actitudes, empañando un partido de chavales que no tienen culpa, hay que denunciarlas públicamente. El resultado final es lo de menos: 1-2" reza el comunicado del club gallego.

El encuentro disputado en el Monte Da Aria se reanudó minutos más tarde, ya sin el problemático aficionado en la grada. El conflicto padre fue expulsado por los servicios de seguridad allí desplazados.

Publicidad

defensapersonal

Clases de defensa personal para combatir la violencia machista: "Es absolutamente imprescindible que sepamos defendernos"

Son un grupo de mujeres que están aprendiendo a defenderse frente al acoso y la violencia machista. "Puede participar cualquier mujer porque cualquier mujer puede ser víctima de una agresión de cualquier tipo", asegura Héctor Mateos, miembro de la Federación española de lucha.

Los combates medievales vuelven al Castillo de Belmonte con armas de los siglos XIV y XV

Los combates medievales vuelven al Castillo de Belmonte con armas de los siglos XIV y XV

La fortaleza conquense ha sido testigo del II Torneo Nacional de combate medieval donde 130 luchadores se han dado cita para pelear con escudos, espadas, alabardas y hachas.