73.002333

Publicidad

'Slackline'

El último reto del funambulista Pablo Signoret no apto para personas con vértigo

El equilibrista, que logró un récord Guinness en 2017, es capaz de andar con los ojos vendados sobre una cuerda a más de cien metros de altura.

Pablo Signoret ha vuelto a dejar con la boca abierta a todos sus seguidores, y al mundo del deporte de riesgo en general. El funambulista practica 'slackline' con los ojos tapados.

Durante su último reto ha logrado incluso atrapar un dron en pleno vuelo mientras se encontraba encima de la cuerda con una caída a ambos lados que ponen los pelos de punta. "Caminar sin ver nada te pone frente a tu ego", dice el equilibrista.

En 2017 logró un récord Guinness al caminar 482 metros en China, pero no ha sido la única vez que se ha convertido en noticia por sus peligrosos retos. Con solo 18 años, Signoret dio un paso más y pasó de practicar 'slackline' como el resto a hacerlo con los ojos vendados.

"No sabes dónde estás, cada paso tienes que hacerlo completamente igual que el primero", dice el funambulista, protagonista en las redes sociales con sus espectaculares vídeos.

Publicidad