58.005167

Publicidad

Rescates

El consejo de la Guardia Civil a la hora de realizar excursiones con perros: "Hay que planificar la actividad en función del más débil"

Los rescates de animales no son algo extraño en el trabajo diario de la Guardia Civil, especialmente de los cuerpos de Montaña. Por esta razón, hacen un llamamiento a planificar las salidas pensando siempre en el animal que nos acompaña.

El rescate de animales no es tan raro como puede parecer.

"Hemos tenido que rescatar al perro y al dueño", explica Pedro Partal, miembro del Grupos de Rescate Especial de Intervención en Montaña de la Guardia Civil de Arenas de San Pedro, en Ávila.

Por suerte en ese caso las dificultades simplemente se duplican, no se multiplican.

"Básicamente son las mismas que a un persona", asegura Pedro Partal.

Si el amo está presente, todo es más fácil, porque imagínense los nervios que siente un perro atado a una camilla.

"El perro tiene que estar tranquilo, el dueño tiene que estar cerca", cuenta Pedro Partal.

En el caso de los caballos es habitual que se queden atrapados en la nieve.

"En algunos casos se les llevan parcas de paja para que aguanten porque sacarlo de la nieve es, a veces, demasiado complicado", comenta Pedro.

Con los perros cada vez hay más rescates al ser uno más de la familia, comparten todo nosotros y lo importante es llevarles bebida, y siempre con la correa para que no se alejen y puedan despeñarse. Este consejo puede ayudar.

"Hay que planificar la actividad en función de la persona más débil", asegura Pedro Partal.

En este caso, el perro sería igual de débil que un niño y también ofrece un segundo consejo.

"En verano hay que evitar las horas centrales del día", advierte Pedro Partal.

El calor que tanto queríamos que llegara puede ser nuestro enemigo.

Publicidad