Taxista

Álvaro González de Galdeano, de ciclista a taxista: "Me ha ayudado para muchas empresas en las que he trabajado"

Álvaro fue ciclista profesional y llegó a ganar etapas en las principales vueltas del mundo, además terminó 5º en los Juegos de Barcelona 92. Ahora su profesión sigue desempeñándola en la carretera.

Publicidad

La de Álvaro González de Galdeano se puede decir que es una vida que ha ido sobre ruedas, hace años fue campeón de España de ciclismo y ahora su nueva profesión también se desarrolla en la carretera: taxista. Del manillar al volante, un cambio que no es ni mucho menos radical.

"Yo quería un trabajo que se asemejara al mismo, conocía muy bien las carreteras, ahora sí, hay una gran diferencia, antes me dolían las piernas y ahora me duele la cabeza", explica Álvaro González.

Aun así, la bicicleta la tiene siempre muy cerca, su actual instrumento de trabajo acoge al anterior, la bici, esa que le llevó a ganar etapas en el Tour, la Vuelta, el Giro y a ser 5º en los Juegos Olímpicos de Barcelona 92, un diploma olímpico que enseña con mucho honor y orgullo.

"El ser ciclista profesional me ha ayudado para encontrar trabajo"

"Lo que hice es lo más importante que he hecho en mi vida, disputar unos Juegos Olímpicos, en mi casa, Barcelonay habiendo quedado 5º, con un diploma, de esto te das cuenta cuando pasa el tiempo", nos cuenta.

También se ha dado cuenta de que en su actual trabajo le ayuda ser conocido: "Me ha ayudado para muchas empresas en las que he trabajado y muchos particulares que me llaman para sus servicios", afirma.

Ya con sus clientes dentro del taxi el haber sido ciclista también le facilita más el trabajo: "A la gente le gusta también hablar mucho del deporte, tampoco es tan difícil para mí". Álvaro González de Galdeano fue feliz como ciclista y ahora también lo es como ciclista.

Publicidad

defensapersonal

Clases de defensa personal para combatir la violencia machista: "Es absolutamente imprescindible que sepamos defendernos"

Son un grupo de mujeres que están aprendiendo a defenderse frente al acoso y la violencia machista. "Puede participar cualquier mujer porque cualquier mujer puede ser víctima de una agresión de cualquier tipo", asegura Héctor Mateos, miembro de la Federación española de lucha.

Los combates medievales vuelven al Castillo de Belmonte con armas de los siglos XIV y XV

Los combates medievales vuelven al Castillo de Belmonte con armas de los siglos XIV y XV

La fortaleza conquense ha sido testigo del II Torneo Nacional de combate medieval donde 130 luchadores se han dado cita para pelear con escudos, espadas, alabardas y hachas.