Anthony Davis machaca el aro de los Heat

Publicidad

NBA

LeBron James y Anthony Davis colocan a los Lakers a un triunfo del anillo de la NBA

Los Ángeles Lakers se impusieron el el cuarto partido de la final de la NBA ante Miami Heat y quedan a un triunfo del anillo (3-1). Una noche más, la dupla formada por LeBron James y Anthony Davis fue clave en la victoria angelina.

Los Ángeles Lakers están a una victoria del anillo de la NBA. Tras la exhibición de Jimmy Butler y la victoria de los Heat en el tercer partido, el equipo de purpura y oro se impuso en otro disputado duelo, que se decidió en (102-96) en la recta final.

Una noche más la pareja formada por el alero LeBron James y el pívot Anthony Davis marcó la diferencia y fue clave en el triunfo de los Lakers (3-1), que están a un triunfo de ganar el anillo.

James-Davis, una pareja para la historia de los Lakers

James acabó con un doble-doble de 28 puntos, 12 rebotes -10 defensivos-, repartió ocho asistencias, recuperó un balón y perdió seis, que lo dejaron como el líder de los Lakers, que tuvo a cuatro jugadores, todos titulares con números de dos dígitos.

Davis cumplió con su labor ofensiva e impuso su presencia en el juego interior al acabar el partido con 22 puntos, nueve rebotes, además repartió cuatro asistencias, recuperó un balón y puso cuatro tapones.

Mientras que Caldwell-Pope, que jugó su mejor partido en lo que va de los playoffs, surgió como factor sorpresa ganador al conseguir 15 puntos, incluidos tres triples, y cinco asistencias, que lo dejaron como tercer máximo encestador del equipo.

Butler no es suficiente para tumbar a los Lakers

Esta vez el alero estrella de los Heat, Jimmy Butler, aunque se quedó a las puertas de repetir triple-doble en partidos seguidos, al final no lo hizo ni tampoco fue el jugador decisivo del tercer encuentro. Su aportación de 22 puntos, 10 rebotes, nueve asistencias y tres recuperaciones de balón, lo dejaron líder de los Heat, pero no ganador a su equipo.

El quinto partido de la serie se disputará el viernes, en el mismo escenario de la burbuja de Orlando. Es la trigésima sexta vez que un equipo goza de una ventaja de 3-1 en las Finales de la NBA.

De los 35 anteriores, el equipo con el liderazgo ha ganado el título 34 veces, siendo la única excepción los Cleveland Cavaliers, que en 2016, con LeBron James a los mandos, lograron remontar ante Golden State.

Publicidad