Teatro Real

El Teatro Real, la Pantoja y la señora Doubtfire

Se representa estos días en el Teatro Real la ópera bufa de Gaetano Donizetti, 'Viva la mamma'. El patio de butacas ríe a carcajadas con la interpretación del barítono Carlos Álvarez, travestido de madre que lucha por su hija artista.

Publicidad

Un aparcamiento, tres coches y una chica dejando su vehículo. En un subterráneo comienza la acción de una ópera que contiene otra y que muestra el submundo de la profesión. Egos, vanidades, rivalidad, competencia... Todo se mezcla en un auténtico vodevil burlesco. Los personajes se van presentando: la prima dona egocéntrica, el tenor alemán incapaz de manejarse en italiano, la seconda donna ambicionando protagonismo, el libretista soñando con su éxito... Y entonces llega ella, la progenitora de la despechada segundona, que consigue hacer bueno el tópico madre no hay más que una... y menos mal.

En el año 1827, Gaetano Donizetti tuvo el suficiente sentido del humor y la suficiente visión feminista -interpretarán ahora algunos- como para dar ese papel a un barítono. Carlos Álvarez eclipsa desde la primera aparición de Mamma Agata con su vestido estampado y su peluca pelirroja. Dice el malagueño que le ha encantado bucear en el lado femenino y se nota que disfruta. No hace de mujer, es una mujer, que bien podría echar la tarde con la señora Doubtfire de Robin Williams.

Viva la mamma
Viva la mamma | Teatro Real

Cuentan que la madre más famosa de una artista en España, la de la Pantoja, mandó detener un ensayo con orquesta porque a Isabel le colgaba un hilo de la bata. Solo cuando la madrísima se lo quitó prosiguió la prueba. Puede que al público alguna situación que plantea la función le parezca ridícula. A los profesionales de la escena les resultarán familiares. Como trasfondo de tanto humor, una oda al teatro que, por mucho que intenten destruirlo -con egos o con martillos hidráulicos- siempre permanece.

Este sábado y domingo se representan las dos últimas funciones de Viva la mamma en el Teatro Real. El domingo 13 de junio la ópera puede disfrutarse en streaming en My Opera Player. Más información en Instagram en @gabrielafresan

Publicidad