La fuga de talento y la búsqueda de oportunidades es un fenómeno cíclico. Pero en el año 2015, la comedia 'Perdiendo el Norte' supo conectar con una realidad laboral a la orden del día en España. En esa película Alemania se presentaba como 'el Nuevo Mundo' de las oportunidades, aunque uno podía acabar trabajando de fregaplatos, como le pasaba al protagonista.

Ahora uno de los gurús de la comedia española de la última década, Nacho García Velilla, está detrás de 'Perdiendo el Este', en la que se nos invita a viajar a China, al gigante asiático.

Julián López, Miki Esparbé o Carmen Machi repiten y protagonizan esta comedia donde los problemas culturales y de idioma sirven para sacar punta a decenas de situaciones cómicas. Y entre equívoco y equívoco, aquí además, nacerá el amor. O amol, si hacemos un chiste fácil.

Como una revisión futurista del clásico cuento de 'Pinocho' llega 'Alita, Ángel de combate'. Aquí en vez de muñeco de madera y un carpintero tenemos una robot con cerebro humano y un paternal médico de ciborgs. Esta entretenida adaptación de un cómic manga tiene el sello de James Cameron como coguionista y productor. O lo que es lo mismo, más allá del argumento, la película es puro espectáculo visual.

Mucho más dramática es la nueva propuesta de Nadine Labaki. La actriz y directora vuelve a rodar tras siete años para contarnos una dura historia: 'Cafarnaúm'. Aquí seguimos las penurias del pequeño de siete años Zain por sobrevivir en el Líbano.

También historia con niño es la interesante 'La escuela de la vida', donde aparece ese actor francés que es toda una garantía: François Cluzet. Y en su día, con un planteamiento original, triunfó 'Feliz día de tu muerte'. Ahora llega su secuela. Claro, que repite fórmula y ya no es tan original.

En la primera entrega, como en 'Atrapado en el tiempo', un día se repite constantemente. Y la protagonista es asesinada una y otra vez por un personaje enmascarado. Sólo cuando descubre al asesino, la chica consigue romper el bucle. En esta segunda parte, el bucle vuelve a formarse pero implica a todos los amigos de la protagonista. Al menos se lo toman con deportividad y humor, lo que hace llevadera la película.